Kylie Minogue, a lo Brigitte Bardot en aguas de Saint-Tropez

Kylie Minogue paralizó las playas de Saint-Tropez durante el rodaje de la nueva campaña publicitaria de su marca de lencería y bañadores, LoveKylie, que ella misma protagoniza. Y es que, la cantante se convirtió por un día en la actriz Brigitte Bardot en un particular homenaje a las legendarias reinas del glamour de los años cincuenta y sesenta en el que dejó ver su lado más provocativo y sexy.

Actualmente la que fuera musa del cine galo y una de las intérpretes más bellas de la gran pantalla - recientemente fue elegida como una de las cien estrellas más sexies de todos los tiempos- y casada en cuartas nupcias vive, a sus 68 años, centrada en su lucha por los derechos de los animales.

Durante las horas que duró la sesión fotográfica, Kylie Minogue se mostró muy feliz y sonriente, un semblante este completamente distinto al que presentaba hace una semana, cuando a raíz de la publicación de unas fotografías de su novio, el actor francés Olivier Martínez en un partido de béisbol junto a Angelina Jolie, viajó hasta Montreal, donde ambos ruedan la película Taking lives, para hablar con él. Una vez aclarado todo, y segura de que la relación, iniciada hace cinco meses, sigue adelante, la cantante no puede estar más exultante.

Kylie Minogue diseñó su primera colección de lencería hace algo más de dos años, pero entonces sólo sus compatriotas australianos pudieron verla y adquirirla. A principios de este año, sin embargo, la cantante decidió presentar a nivel mundial sus creaciones, unos diseños para los que cuenta con la ayuda de su estilista, William Baker. Londres fue el escenario que eligió el pasado febrero para mostrar su trabajo en el campo de la moda íntima.

Más sobre: