Madrid recibió ayer con gran una gran fiesta el regreso de los Hombres G a los escenarios. Y es que, a tenor de lo que se vivió en Las Ventas los quinceañeros que un día les encumbraron, y que hoy pasan ya de los treinta, no les han olvidado.

David, Dani, Rafa y Javier hicieron reventar el coso madrileño para revivir tiempos pasados junto a un público entusiasta que no paró de corearles.

A lado de los de siempre, las nuevas generaciones, que se dejaron conquistar por los tonos nostálgicos de su música y que ya comenzaron a vibrar antes con Mikel Erentxun, telonero ocasional, que hizo un repaso de los clásicos de Duncan Dhu como Cien gaviotas y Esos ojos negros .

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más