Familiares y amigos, entre ellos Michael Jackson, despiden a Maurice Gibb

Con emotivas palabras, numerosos familiares y amigos se despidieron del guitarrista del grupo australiano Bee Gees, Maurice Gibb, que falleció el domingo tras ser hospitalizado por un problema intestinal.

Michael Jackson, entre los asistentes
El hermano gemelo de Maurice, Robin, su viuda, Yvonne, y sus hijos, Adam y Samantha, estuvieron entre los asistentes al servicio fúnebre privado oficiado en la capilla fúnebre de Riverside, en Miami Beach. Barry, el hermano mayor de Maurice, 55 años, y componente del grupo musical, llegó a la capilla acompañado de Michael Jackson, que viajó hasta Florida para dar el último adiós al legendario artista.

Momentos antes del funeral, una fuente cercana a la familia comunicó que el hijo de Barry Gibb, Stephen, no podría asistir al sepelio a causa de la tristeza provocada por la muerte de su tio. Sin embargo, el joven finalmente apareció con el rostro lleno de dolor.

Maurice Gibb, de 53 años, enfermó repentinamente el pasado jueves en su residencia de Miami Beach, desde donde fue trasladado urgentemente al hospital. Una vez allí, el artista sufrió un paro cardíaco antes de someterse a una operación abdominal por una oclusión intestinal, un defecto congénito que le provocó que el intestino delgado se le retorciera, cortando el flujo sanguíneo. Tras la intervención, Maurice tuvo que ser internado en la Unidad de Cuidados Intensivos del Centro Médico Mount Sinai, cerca de su hogar, donde finalmente falleció. La súbita muerte de Gibb ha supuesto un choque emocional para su familia. Juntos tratarán de superar esta triste pérdida.

Más sobre: