Bruce Springsteen dedica su nuevo disco a las víctimas del 11 de septiembre

Con una actuación televisada desde el balneario de Asbury Park, en la costa de Nueva Jersey, Bruce Springsteen presentó su nuevo disco, The Rising, el primero que graba con su E-Street Band desde 1984.

El álbum, en el que el mítico Boss reflexiona sobre los sentimientos de aquellos que perdieron a sus seres queridos el pasado 11 de septiembre, se ha convertido en su particular homenaje a las víctimas de los atentados. En él está incluido, por ejemplo, el tema My city of ruins (Mi ciudad en ruinas), canción que el artista interpretó en el gran maratón televisivo benéfico que se organizó tras la tragedia y que contó con la presencia de numerosas estrellas. "La guerra en Afganistán se ha llevado bien. Esperaba menos de esta administración", afirmo recientemente el músico al rotativo británico The Times.

El mini concierto ofrecido por Bruce Springsteen en Asbury Park reunió en los alrededores a 10 aficionados, fue seguido in situ por unos 2.500 espectadores y, según los productores del programa informativo matinal Today que lo retransmitió en directo, más de 6 millones de televidentes sintonizaron el espacio.

Por primera vez en toda su carrera musica, Bruce Springsteen ha decidido contar con un productor ajeno a su entorno. Se trata de Brendan O’Brien, que ha trabajado para artistas como Pearl Jam y Bob Dylan. Para muchos, este cambio en la producción puede indicar un cambio en el estilo del ‘Boss’ con sonidos más duros y contundentes. El último disco de estudio de Bruce Springsteen es The ghost of Tom Joad, editado hace ya siete años. Posteriormente publicó Live in New York City, grabado durante los conciertos que el rockero ofreció en el Madison Square Garden de Nueva York en junio del año 2000.

Más sobre: