Britney Spears finaliza su gira en México

El pasado año se embolsó unos 42 millones euros, más de 7 mil millones de pesetas, protagonizó el anuncio más caro de la historia de la televisión y estreno con éxito su primera película, Crossroads: Hasta el final. Se ha convertido en la heroína virtual de un videojuego, ha abierto el restaurante Nyla en Nueva York, prepara su nuevo filme y ha realizado una espectacular gira mundial. Es la princesa del pop, ensalzada ya por la revista Forbes como la estrella más poderosa del mundo, y por donde pasa, miles de fans caen rendidos a sus pies.

Aún así, sus caprichos de estrella decepcionarona a buena parte del público de los dos últimos recitales que ha ofrecido. Britney Spears despidió su tour mundial con dos conciertos, uno el sábado -ante más de 50 mil espectadores- y uno el domingo, en la capital. Lo que ocurrió es que, al parecer, la cantante no puso su total empeño sobre el escenario -la deslumbrante puesta en escena no fue suficiente- y si en el primero de ellos consiguió que el público saliese más o menos contento, incluidas las hijas de presidente Fox, Paulina y Ana Cristina, lo que ocurrió el domingo provocó el enfado de las miles de personas que se habían reunido para bailar al son de las canciones de la diva. Después de haber interpretado algunas canciones, la lluvia obligó a detener el concierto -a través de los altavoces la organización anunció que se reanudaría en unos minutos-, pero Britney se acercó a micrófono y con un 'I'sorry Mexico. Bye', se marchó.

Más sobre: