Alejandro Sanz 'arrasa' en el estadio Vicente Calderón ante 50.000 espectadores

Más de 50.000 espectadores corearon con entusiasmo todas las canciones que Alejandro Sanz interpretó en el concierto que ofreció en el estadio Vicente Calderón de Madrid.

El artista, después de más de dos años sin actuar en Madrid, no se conformó únicamente con deleitar a sus enfervorizados admiradores con sus canciones sino que interpretó El corazón partío, con la que cerró el recital, con Niña Pastori, Antonio Carmona, Malú, Miguel Bosé mientras Sara Baras taconeaba sobre el escenario.

’Para mi Manuela’
Alejandro Sanz, que comenzó la gira que le llevará por toda la geografía española el pasado día 16 en Córdoba, dedicó una de las canciones que interpretó anoche a su hija Manuela, que nacerá el próximo mes de agosto. El cantante está tan emocionado con la idea de ser padre que, en la última entrevista concedida, confesaba que después de Manuela quiere tener más hijos.

El artista tuvo también unas palabras de cariño para el cantautor catalán Joan Manuel Serrat, que hace dos días sufrió una crisis cardíaca leve. "Al maestro de los maestros que está malito", gritó Alejandro entre los aplausos de los asistentes.

La gran noche de Alejandro Sanz en Madrid empezó con un vídeo en el que aparecía Penélope Cruz hablando de la Fundación Sabera, que promueve la defensa de la infancia en la India. Después, y desde una pasarela que le llevaba hasta el centro del estadio de fútbol, dio comienzo uno de los conciertos más esperados de este verano.

Más sobre: