Robbie Williams, protagonista, con tres galardones, de los premios de la música británicos

Eminem, Madonna y U2 se alzaron con las estatuillas más importantes

El cantante inglés Robbie Williams se alzó anoche con tres estatuillas en los Brit Awards, los premios de la música británicos, que fueron entregados en una espectacular gala celebrada en la ciudad de Londres. Williams se proclamó el absoluto vencedor al llevarse los galardones al mejor artista británico masculino, mejor canción y mejor video.

"Ahora mismo me siento la persona más querida del mundo", declaró el músico, que también reconoció sentirse un poco culpable porque su rival, Craig David, de 19 años, se quedó a las puertas del triunfo. "Personalmente", dijo, "creo que Craig es brillante. Es un tipo decente y sus canciones son bastante buenas".

Para muchos, la noche de ayer fue la proclamación de Robbie Williams como el rey del pop. El cantante, de 27 años, logró tres estatuillas que habrá de sumar a las nueve anteriores que ha recibido en los últimos años. Doce premios, nada menos, que le convierten en el músico con más galardones en la historia de los Brit Awards.

Pero la mágica noche de la música británica también deparó otros protagonistas como el polémico rapero estadounidense, Eminem, que logró el premio al mejor artista internacional masculino; la reina del pop, Madonna, que consiguió el mismo premio que Eminem pero en el apartado femenino; y el grupo irlandés U2, liderado por Bono, que se alzó con el galardón al mejor grupo internacional.

Más sobre: