'Wishlist': Bañadores retro, nuestro nuevo gran objeto de deseo