Chanel convierte a la mujer del 2018 en diosa del Olimpo