13 AGOSTO 2013

'Barriguita', ojos cansados, vello corporal... Lo que más preocupa a los hombres a la hora de pisar la playa

Las consultas de medicina estética se disparan en los meses de verano



A ellos también les preocupa su aspecto. Delante del espejo, fuera de casa, en el gimnasio y en la playa. Con el verano, llega un tipo muy concreto de 'sensación de culpa' casi siempre asociada a los malos hábitos que hemos ido arrastrando durante el invierno, la dejadez relativa a la 'operación bikini' ('operación bañador' en este caso) o la perspectiva de tener que pasar largas horas en la playa o piscina sin ese cuerpo 10 que soñamos tener.

Ejercicio, comer bien, dormir lo justo y no estresarse son las claves para conseguir sentirse bien por fuera y por dentro, más como un estilo de vida que como un sprint final antes de las vacaciones. Esta ansiedad se traduce en un mayor índice de consultas en los centros de cirugía y estética, que se acusa especialmente con la llegada de una nueva temporada estival.

Según los últimos datos, las técnicas para rejuvenecer el rostro, eliminar la barriguita -cervecera o no- y la depilación estarían entre las principales preocupaciones estéticas de los hombres, así como la ginecomastia, un tipo de cirugía que reduce el tamaño de las mamas entre los hombres. La eliminación del exceso de piel en los párpados y las ojeras serían así dos de los principales quebraderos de cabeza de los hombres en cuanto a estética se refiere. La solución con bisturí: la blefaroplastia, una de las operaciones más demandadas por ellos, que elimina el exceso de piel de los párpados, además de las bolsas y las ojeras.

La 'curva de la felicidad' también tiene los días contados una vez entramos en la consulta de un médico especialista en estética. El objetivo: reducir grasa localizada en el abdomen, y con ello el volumen de la tripa. En lo que respecta a la grasa localizada en las mamas, en realidad la presencia de un aumento en esta zona puede deberse tanto al tejido graso como al tejido glandular, ya sea durante la pubertad o por el consumo de anabolizantes.

En este sentido, la ginecomastia tendría un componente asociado a los trastornos por vigorexia, un problema bastante común que afecta a entre el 85 y 90 por cien de los hombres consumen este tipo de sustancias para crear músculo. El problema se ataja con liposucción -cuando lo que provoca el aumento de volumen es un exceso de grasa-, mastectomía -si el aumento se debe a un desarrollo excesivo del tejido glandular- o la mamoplastia de reducción, indicada cuando, además de sobrar tejido glandular, sobra grasa y piel.

Aunque sin duda el caballo ganador en esto de la estética masculina sería la depilación, orientada a eliminar el vello que los hombres consideran innecesario. Eso sí: nada de cera o depilación eléctrica; ellos casi siempre se decantan por las técnicas láser que prometen una desaparición casi total del pelo después de varias sesiones, tanto en las piernas, como la espalda y las axilas.
- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo