París echa el cierre con Dior, Yves Saint Laurent y Margiela

La ciudad ha vivido un intenso fin de semana de desfiles, entre los que no han faltado algunos de los pesos pesados de la moda para hombre

by hola.com

Hay quienes consideran las pasarelas masculinas la antesala de la Alta Costura y el prêt-à-porter -de hecho, ayer mismo Versace Atelier inauguraba la Haute Couture, apenas una hora después del desfile masculino de Saint Laurent-, aunque lo cierto es que basta con echar un vistazo a los desfiles que se han sucedido a lo largo del fin de semana para llevarse una impresión radicalmente diferente: gigantes de la industria, como Dior, Hermés, Lanvin o Maison Martin Margiela demostraban que aún hay mucho que decir sobre la moda masculina, especialmente en citas de tal relevancia como las pasarelas de París, Londres o Milán.

Especialmente llamativa ha sido la propuesta del británico Paul Smith, que propone un hombre elegante y relajado en sus formas, con abundancia de pullovers y americanas en colores desenfadados. La pata de gallo se mantiene como tendencia destacada para el próximo invierno, así como el look de inspiración años 90, que ha dominado la colección de Hedi Slimane para Saint Laurent -la primera para hombre del diseñador después de tomar el relevo de Stefano Pilati al frente del sello.

Los detalles destacados: las botas neón de John Galliano, un cruce entre el clásico calzado militar y el zapato Oxford, el acolchado en forma de estrella de Thom Browne, y los cuellos y solapas asimétricos del japonés Miharayasuhiro. * Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página
Agnes B apuesta por el look 'cowboy', con camisas de pana, pañuelos a modo de corbata, botas y sombreros de ala ancha. 
Las prendas mixtas de Kris Van Assche funden las prendas eminentemente deportivas, como las sudaderas o las camisetas con 'prints' de sport, con los trajes de chaqueta, camisas y jerséis de punto. 
Thom Browne imagina un otoño en escala de gris, con prendas de cortes fantásticos y hechuras de grandes dimensiones. El acolchado en forma de estrella se convierte en la tónica general de las diferentes líneas, con pantalones y faldas a diferentes alturas. 
Pocas sorpresas en el desfile de Cerruti, con clásicos otoñales como la gabardina y la camiseta de punto con americana de lana, en tonos marengo y óxido. 
El 'oversize' también domina las colecciones de Damir Doma, que también se decanta por el color óxido, además de cazadoras acolchadas en tonos oliva de aspecto metalizado, el abrigo largo y las toreras desniveladas. 
El calzado visto en el desfile de John Galliano merece mención aparte: botas militares cruzadas con el clásico zapato Oxford, en tonos flúor como el verde o el naranja. La nota más atrevida de una colección dominada por los tonos tierra y los estampados 'arty'. 
Un tanto plana resulta también la propuesta de Givenchy, en escala de gris, con alguna nota más atrevida en forma de maxiestampado cuadrangular y abrigos texturizados con cierre en forma de cinchas. 
Una línea similar a la seguida por Hermès, que se mantiene fiel al estilo del hombre clásico. Lo más llamativo: las prendas en amarillo brillante, más propias quizá de la temporada primavera-verano, y que nos recuerdan que el color ha llegado al armario de los hombres para quedarse. 
La propuesta de Lanvin para el hombre del próximo invierno recorre una escala de color que comienza en el negro para evolucionar a morados, granates y púrpuras. 
Una de las colecciones destacadas del fin de semana ha sido la de Maison Martin Margiela, que incorpora la piel de pelo al armario masculino. Una nota de calidez que contrasta a la perfección dentro de la escala de grises, tierras y borgoñas que propone la firma. 
Los cuellos de piel de pelo también se han visto en el desfile de Miharayasuhiro, que incorpora bordados a sus americanas y chaquetas deportivas. El detalle: los cuellos y solapas asimétricos. 
La delicada paleta de color de Qasimi ha sido otra de las protagonistas del fin de semana en París. 
La firma se desmarca con el pantalón corto de invierno, los pantalones de tiro alto y pata ancha, y los looks monocolor. 
Arriesgada y diferente, la firma Saint Laurent apuesta por un invierno cien por cien urbano, con prendas de rayas y cuadros, y estampado de piel de leopardo, en blanco, negro y rojo. Una oda al 'grunge' de los 90. 
El británico Paul Smith propone un hombre elegante y relajado en sus formas, con abundancia de 'pullovers' y americanas en colores desenfadados. La pata de gallo se mantiene como tendencia destacada para el próximo invierno. 
Las notas más arriesgadas: los looks 'espaciales', las bandas metalizadas, y los triángulos como 'leit-motiv'. 
Las texturas futuristas protagonizan la colección de Songzio otoño-invierno 2013-2014. 
El 'patchwork' de Junya Watanabe refuerza la tendencia al look 'hobo' de algunas firmas, buscando los tonos apagados por encima del color. 
La propuesta contenida de Dior Homme también homenajea al triángulo a su modo, quedándose, como suele ser habitual, dentro de los básicos blanco y negro. 

Más noticias sobre...

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema