¿Cómo será el mundo en el futuro?

Los expertos vaticinan un espectacular progreso tecnológico en los próximos diez años

null

Los expertos predicen un futuro cercano a las novelas de ciencia ficción

Coches eléctricos de dos plazas que se aparcan en vertical sobre las paredes de los edificios, viviendas que se transforman en oficinas y más tarde en gimnasios, aviones que se pilotan solos mediante inteligencia ‘robot’… Las ciudades inteligentes son el futuro, o al menos así lo han dibujado estos días los expertos del EmTech, la conferencia de tecnologías emergentes más importante del mundo, que por primera vez se ha reunido en Málaga por mediación del Instituto Tecnológico de Massachussets.

Un panorama que no tardará mucho en formar parte de nuestra vida diaria: sólo diez años de evolución nos separan de los paisajes propios de los filmes de ciencia ficción. Visiones distópicas llevadas a la realidad, en un mundo que se anuncia más cómodo aunque también más frío, y donde la robótica y la nanotecnología serán una parte fundamental de nuestro día a día.

null

Propuesta de citycar apilable y ultraligero

Los principales motores a la hora de resolver problemas en estas súper ciudades serán, sobre todo, el ahorro de espacio y energía: el transporte público dejará de ser el sinónimo ideal del transporte ecológico y sostenible, y los edificios incorporarán granjas urbanas y ‘dispensadores’ de vehículos futuristas, debido sobre todo al enorme crecimiento que tendrá lugar en las ciudades en los años venideros: sólo en China se espera que se produzcan más de 15 millones de migraciones del campo a la ciudad.

En lo que respecta a Internet y las redes sociales, también cambiarán, dando el salto al 3D, lo que afectará, entre otras cosas, a la educación, que se impartirá de forma individualizada dependiendo de las capacidades del alumno. Los primeros robots comenzarán, por su parte, conquistando el universo de la aeronáutica, con aviones inteligentes que despegan y aterrizan sin necesidad de intervención humana.

En cuanto a la medicina, la gran revolución será la nanotecnología, que se empleará para llegar a las células tumorales y tratarlas individualmente, produciéndose enormes avances en el terreno de la curación del cáncer.

Más sobre: