Todo lo que necesitas para un afeitado de lujo

¿Sabes cómo conseguir el apurado más perfecto?



Si eres de los que pasan por el afeitado con una simple cuchilla y un bote de espuma, tranquilo: seguramente te hayas dentro de la gran mayoría de hombres que requieren de poco, o muy poco, para enfrentarse al ritual diario del afeitado frente al espejo cada mañana. Sin embargo, obtener un afeitado apurado, perfecto al cien por cien, requiere de algo más de técnica, además de una selección de productos clave para que todo salga a pedir... de barba. ¿Quieres saber qué no debe faltar en tu kit de afeitado diario?

ANTES DEL AFEITADO. Preparar la piel para el afeitado es básico si quieres mantenerla suave y sana: ya sea con maquinilla eléctrica, cuchilla o navaja, rasurar la sensible piel del rostro cada día supone exponerla a un 'maltrato' diario, que podemos evitar si la ponemos en sobreaviso con los productos adecuados. Para ello, antes de ponerte 'manos a la obra', aplica con cuidado una loción exfoliante, y retírala con agua caliente, para 'ablandar' la piel y prepararla para el afeitado. Los aceites, por su parte, suavizan el vello y abren los poros del mentón y las mejillas: procura que la composición incluya agentes antibacterianos para prevenir irritaciones en caso de que se produzca algún pequeño corte o herida.

DURANTE EL AFEITADO. La loción de afeitado es el producto que separa la piel del contacto directo con la hoja de la maquinilla de afeitar, hidratando y suavizando la dermis. Puedes encontrarla en formato espuma, gel o crema. El truco de experto: para obtener un resultado de auténtico profesional, masajea la loción contra la barba con una brocha de afeitar.

LAS CUCHILLAS.
La efectiva maquinilla eléctrica, que funciona a modo de inversión a largo plazo, es fácil, sencilla de usar y sobre todo, muy rápida. La mayor ventaja: su acabado no es tan apurado como el de la navaja convencional, por lo que la piel no sufre los molestos 'cortecitos' propios de otros métodos tradicionales. En lo que respecta a las maquinillas desechables, ofrecen un corte apurado, casi profesional, con el inconveniente de que, al cortar en ángulo, y sin la mano de un barbero experto, el vello puede volver a crecer ocasionando pequeños pelitos enquistados.

DESPUÉS DEL AFEITADO. No hay afeitado perfecto que no pase por una buena sesión cosmética para calmar y relajar la piel tras el 'estrés' que suponen las cuchillas. Los bálsamos con vitaminas, aceites esenciales o aloe vera son perfectos para hidratar la dermis y, al contrario que el tradicional aftershave, no contienen alcohol, por lo que no resecan la piel.



1. Wilkinson Sword Xtreme 3, con ocho maquinillas desechables + bálsamo aftershave Wilkinson Sword Hydro. 2. Loción pre afeitado para maquinilla eléctrica + Gel para el afeitado libre de aceites con aloe, de Clinique for Men. 3. Crema de afeitado + Bálsamo para después, de Hackett. 4. Gel de afeitado enriquecido con agentes hidratantes y vitamina E + Bálsamo Aftershave para pieles sensibles, de Nivea for Men. 5. Espuma de afeitar para pieles sensibles, de Gillette Series. 6. Set de brochas tradicionales de afeitado, de Taylor of Old Bond St.

Más sobre: