Una nariz sin tacha

Existen múltiples productos que ayudan a eliminar la grasa que se acumula en la piel de esta zona

La piel masculina es más gruesa y grasa que la femenina, y si en algún lugar es visible esa diferencia es precisamente en el centro de la cara. Para ser exactos, en plena nariz. Los caballeros, poco acostumbrados a dedicarse cuidados y mimos estéticos, acaban pagando tamaño descuido en forma de poros más que visibles en el apéndice nasal.

No es casualidad. La piel de esta zona es una de las más grasas de la cara, en la que se produce más sebo del normal. Si no se retira, éste se va acomodando en cada uno de los poros, que se llenan de impurezas. Cuando los poros están repletos de sebo, acaban haciéndose bien visibles en forma de puntos negros. Y, sinceramente, el tema resulta de todo menos sexy.

Para impedir que lleguen a llenarse de suciedad en primer lugar, nada como una limpieza regular. No nos referimos a la ducha diaria, sino al uso de un producto específico para eliminar la grasa, aunque sabemos que esto no forma parte de la rutina cosmética masculina.

Ofrecemos una alternativa para los más ocupados, sin tiempo para el tratamiento diario: una mascarilla desincrustante o una exfoliación semanal, que arrastran la suciedad que se va acumulando en la zona y evitan que se formen los puntos negros. Cualquiera de los exfoliantes que existen en el mercado se adecua a la piel masculina, así como las mascarillas, pero si prefiere productos especiales para caballeros puede recurrir a desincrustantes como Active Charcoal Mask de Origins, un tratamiento a base de carbón activado que limpia los poros.

Uno de los productos estrella entre los hombres son los strips antiimpurezas, específicos para nariz y barbilla. Estas tiras de papel están empapadas en un pegamento y, al contacto con el agua, se adhieren a la piel y absorben literalmente las impurezas del interior de los poros.

Estos strips nunca deben usarse más de dos veces por semana, y en ningún caso sobre piel sensible, quemada, herida o irritada. Los encontrará de marcas como Garnier, Pond's o Nivea entre otros, aunque estos últimos tienen la ventaja de ofrecer una línea específica para hombres, de tamaño mayor a la versión femenina y con mentol para proporcionar un efecto refrescante.

Más sobre: