Colores refrescantes

Los tonos ácidos dan un toque divertido y de luz a la ropa de verano

Sonia Rykiel

Karl Lagerfeld

Lo fluorescente está de moda. Una camisa, un vestido o un simple detalle de estos llamativos tonos pueden convertir un atuendo en la estrella de una noche de verano.
La fiebre por lo flúor afecta no sólo a las prendas de vestir, como chaquetas, faldas y pantalones, sino que también está a la última en los complementos.

Rosa, verde, azul, amarillo o varios colores mezclados, pero siempre chillones, han estado presente en todas las colecciones de los modistos más importantes para este verano.

Los colores ácidos, que estuvieron muy de moda durante la década de los 80, han vuelto a la pasarela de la mano de Sonia Rykiel, en forma de vestidos trasparentes o de Amaya Arzuaga.

Lo fluorescente para los complementos es una tendencia muy extendida entre los diseñadores, como se puede apreciar en algunos sombreros de Givenchy, bolsos de Louis Vuitton o relojes de Swatch. Da igual la forma y el color, lo único que es indispensable es que se vea muy bien.

El diseñador Karl Lagerfeld soprendió a todo el mundo de la moda en su colección para este verano. Todos sus diseños iban acompañados con un calzado muy especial, unas sandalias de plástico de colores fluorescentes hechas con tiras. Este calzado iba desde los pies hasta la rodilla. El genial diseñador las creó en rosa, amarillo o verde, y luego combinó todos los colores creando unas sandalias con un arco iris fluorescente.

Givenchy

Amaya Arzuaga

Swatch

Vera Wang

Louis Vuitton

Prohibida su reproducción total o parcial. ©2006 Hola, S.A.