Gaudí se llena de romanticismo y modernidad en su segunda jornada

Los creadores Sita Murt y Txell Miras abren la pasarela con su particulares visiones del verano que viene

Publicidad

La modelo Laura Sánchez, guapísima, fue una de las estrellas del desfile de Sita Mur.
Pulse sobre la imagen para ampliarla y para ver más fotos

Victorio & Lucchino, primavera-verano 2006.

Barcelona sigue vibrando al ritmo de la pasarela Gaudí que, después de la resaca de la jornada de inauguración en la que se vieron las propuestas de diseñadores como Antonio Miró, Victorio & Lucchino o Josep Font, se prepara para recibir hoy las colecciones de Lydia Delgado, Guillermina Baeza o Armand Basi, entre otros.

Sita Murt
Esta segunda jornada se abrió con el desfile de Sita Murt, habitual de la cita barcelonesa. La diseñadora, incansable investigadora del tejido de punto, apuesta por una mujer romántica y naïf. De su colección destacan las faldas vaporosas, los vestidos femeninos y las bermudas amplias, que combina casi siempre con bufandas y rebecas de punto. La modista sólo se permite ciertas licencias de color amarillo y verde intenso que contrastan con el blanco que tiñe sus creaciones. Además, sobre la pasarela destacaron sus coloridos collares de guipur.

Txell Miras
La diseñadora, que recibió ayer el premio Lâncome como 'Mejor Joven Diseñador' de manos de Inés Sastre, llenó Gaudí de modernidad, en la misma línea que los creadores de la escuela de Amberes. Sobre todo, sorprendió la arriesgada puesta en escena: algunas modelos desfilaron ocultas tras los bocetos de la colección, sobre los que estaban pegados algunas prendas. Txell Miras ofreció todo un repertorio de prendas superpuestas sobre la pasarela. Las faldas y los pantalones se llenan de grandes volúmenes con los que esta creadora juega a base de costuras y pliegues. La sobriedad cromática, blanco, negro y beis, contribuye a resaltar, más si cabe, esta complejidad técnica.

Guapos con aire sevillano
Si el desfile femenino de Victorio & Lucchino fue uno de los más vistos en el primer día de desfiles, su nueva colección para hombre no ha defraudado a un público siempre exigente. En este caso, el traje de chaqueta ha sido el protagonista de su presentación. De colores depurados, como el blanco o el beis, hasta la combinación de rojos, negros y granates, dotan al hombre de un ‘look’ muy sofisticado. Chaquetas cruzadas con doble botonadura y cuidadosos tejidos dan ‘vida’ a estas creaciones. Asimismo, también se han podido ver polos y chalecos, que tan de moda están en la actualidad. Por su lado, los diseñadores han querido aportar su toque personal a los complementos con un elegante ‘logo’ que entrecruza sus iniciales: VL,. Pulseras, pañuelos, cinturones, y colgantes con forma de cruz son algunos de los detalles que dan un definido sabor racial a su inconfundible estilo.

Prohibida su reproducción total o parcial. ©2006 Hola, S.A.