Esther Cañadas, en su masía del Ampurdán

—¿Qué no volverías a hacer?—Gracias a Dios, no he hecho nada de lo queme tenga que arrepentir tanto como para no volverloa hacer. Como todos, he hecho cosas mejoresy peores. Pero

La noticia completa, fotos, vídeos y otros artículos relacionados, que pueda contener, son exclusivos para abonados.

Publicidad