La príncesa Mary, con flores, y el príncipes Federico, con un regalo para el bebé, se presentaron hoy en el hospital
Pulse sobre la imagen para ver las ampliaciones de las fotos

El abuelo paterno y sus nietos mayores yendo a visitar al recién nacido al hospital

La Heredera danesa acudió el lunes al bautizo de un nuevo tulipán de hojas rosas dobles, que ha recibido su nombre

LA FAMILIA REAL DANESA YA CONOCE AL HIJO DEL PRÍNCIPE JOAQUÍN Y LA PRINCESA MARIE

Se acercaron al hospital el príncipe Henrik con sus nietos los príncipes Nicolás y Félix, la reina Margarita y los Herederos

5 MAYO 2009
Las primeras visitas al nuevo miembro de la familia no se han hecho esperar. El príncipe consorte Henrik fue el primero de la Familia Real danesa en acudir por la tarde al hospital, acompañado por los dos hijos mayores del príncipe Joaquín, los príncipes Nicolás y Félix, fruto de su anterior matrimonio con la condesa Alejandra. Poco después de que él y los niños abandonaran el centro médico llegó la reina Margarita, hacia las cinco de la tarde, debido a que tuvo que asistir a un compromiso oficial antes: la visita del actual secretario general de la OTAN, Jan de Hoop Scheffer, al palacio de Amalienborg. "Es muy hermoso", dijo brevemente la monarca a su salida del hospital, y señaló que la madre se encontraba bien.

Antes había estado el padre de la princesa Marie, Alain Cavallier, quien tomó un avión inmediatamente desde París a Copenhague al conocer la noticia del parto. También se acercaron a visitar al bebé y a dar la enhorabuena a los padres amigos próximos del Príncipe, como Oscar y Britt Siesbye. La princesa Mary y su esposo, el príncipe Federico, no pudieron ir al hospital hasta hoy, ya que ayer tuvieron una agenda de actos oficiales muy apretada, si bien sí hicieron declaraciones acerca de lo contentos que se sentían por el nacimiento de su sobrino. La princesa Mary dijo estar "muy feliz" por el parto y por ser tía en uno de los actos oficiales programados para el lunes.

Un agitado lunes para la princesa Mary
Mientras la Familia Real danesa cerraba filas en torno a la princesa Marie y su pequeño, la Heredero cumplió con una agenda de lo más apretada. La jornada comenzó en el castillo de Gavnø, al sur de Copenhague, adonde acudió al bautizo de un nuevo tulipán de hojas rosas dobles, que ha recibido su nombre de princesa heredera Mary. La ceremonia floral, en la que la Princesa participó activamente, incluyó el bautismo del tulipán con agua, la lectura de un ritual especial y la firma de un documento oficial expendido por la Asociación de Productores de Tulipanes de Holanda. Como colofón, se descubrió un jardín con más de 2.000 ejemplares del nuevo tulipán plantados por los jardineros del castillo en honor a la princesa Mary. La agenda de la Princesa prosiguió en el palacio de Amalienborg, donde fue nombrada miembro de honor de la Federación de Tenis Danesa, y concluyó con una conferencia en el Museo Nacional de Arte, organizada por el Ministerio de Asuntos Exteriores de Dinamarca y la ONU, sobre El arte de salvar a una madre.

El príncipe Joaquín, la princesa Marie y el bebé pasaron el día en el hospital y se espera que hoy regresen a casa y se reúnan con los príncipes Nicolás y Félix. Tanto la revista Billed Bladet como el diario Berlingske Tidende especulan con que el niño se llamará Albert Marie Holger Frederik. Pero habrá que esperar para la confirmación o el desmentido del tiempo. El nombre no se conocerá hasta el día del bautizo, de acuerdo con la tradición de la realeza danesa.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?