El príncipe Guillermo ha hablado por primera vez sobre su madre, Diana de Gales, durante un acto benéfico en Londres
Pulse sobre la imagen para ver las ampliaciones

El hijo mayor de Carlos de Inglaterra aseguró que echa mucho de menos a su madre: "No hay un solo día que no piense en ella"

GUILLERMO DE INGLATERRA ABRE, POR PRIMERA VEZ, SU CORAZÓN : 'NO HAY UN SOLO DÍA EN QUE NO PIENSE EN MI MADRE'

El Príncipe asistió a un acto benéfico en Londres, donde habló de sus sentimientos por Diana de Gales y de lo mucho que la echa de menos

14 MARZO 2009
En vida, Diana de Gales siempre quiso mostrar todo su apoyo a los más desfavorecidos y ahora, son sus dos hijos, los príncipes Guillermo y Harry, quienes han tomado su testigo. De hecho, este pasado jueves, Guillermo de Inglaterra asistía a un acto organizado por Child Bereavement Charity que tuvo lugar en la Galería de Arte Contemporáneo Sladmore, en Londres. Dicha organización benéfica, una de las más importantes en el Reino Unido y que tiene como misión apoyar a padres que pierden a sus hijos, así como educar a los niños que quedan huérfanos, quiso honrar al joven nombrándole presidente de la misma.

El Príncipe se mostró agradecido por dicho reconocimiento y estuvo charlando junto a algunas de las personas que reciben ayuda de esta fundación. Ese día estuvo presente, más que nunca, el recuerdo de la fallecida Diana. El hijo mayor de Carlos de Inglaterra abrió, por primera vez desde que falleció su madre, su corazón. Aseguró que se siente orgulloso de poder tomar el testigo de su madre en estas actividades y reveló cuánto la echa de menos. "No hay un solo día que no piense en mi madre", dijo.

Pese a que se han cumplido ya 11 años desde el trágico accidente, Guillermo asegura que todavía está muy presente en su vida. "Lo que he aprendido es que la pérdida de un miembro cercano de la familia es una de las experiencias más difíciles que una persona puede soportar". Cuenta, además, que no ha vuelto a decir la palabra 'mamá' desde entonces. "La gente, incluso a veces me pasa a mí, cree que se trata sólo de una palabra pero también evoca muchos recuerdos". Siempre me siento vacío el Día de la Madre".

Aprendiendo a vivir
El Príncipe asegura que cada persona lleva el luto por dentro. "Yo intenté borrar de mi cabeza el día de su muerte. Cada uno tiene que encontrar la mejor forma para poder superar tan triste suceso", dijo a una de las familias. No obstante, sabe que el paso del tiempo lo cura casi todo y se muestra optimista al reconocer que "es posible aprender a vivir con lo que ha pasado". Todos estos años le han ayudado a madurar y "conservar o descubrir sentimientos y recuerdos" que tenía de la figura de su madre.

Tras el acto, todas las familias recordarán aquel día como el día en que no sólo conocieron el futuro Heredero de Inglaterra, sino también como la vez que pudieron compartir con él sus sentimientos más íntimos. De hecho, Sam, uno de los pequeños acogidos, aseguró que tiene mucho en común con él: "Estoy muy agradecido de haber podido conocer al Príncipe Guillermo y creo que somos iguales, porque ninguno de los dos tiene una mamá".


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?