Carla Bruni fue la encargada de repartir regalos a los pies del abeto gigante que preside el salón principal del Elíseo
Pinche sobre la imagen para ver las ampliaciones y el resto de fotografías

Como todos los años, el Nicolás Sarkozy invitó al palacio presidencial a 950 niños enfermos y minusválidos elegidos por diversas asociaciones de ayuda a la infancia

CARLA BRUNI, UNA MAMÁ NOEL MUY ESPECIAL EN LA TRADICIONAL FIESTA DE NAVIDAD EN EL ELÍSEO

Entregó junto a su esposo, Nicolás Sarkozy, regalos a 950 niños desfavorecidos durante una merienda celebrada en torno al árbol del palacio presidencial

18 DICIEMBRE 2008
Una gran representación de los franceses más jóvenes y desfavorecidos vivió este miércoles una tarde inolvidable con motivo de las fiestas previas a la Navidad. Como todos los años, el Presidente de la República francesa invitó al Elíseo a 950 niños enfermos y minusválidos para disfrutar de una merienda y entrega de regalos en torno al árbol que preside el salón principal del palacio presidencial. Los niños, elegidos por diversas asociaciones de ayuda a la infancia, fueron recibidos por Nicolás Sarkozy y su esposa en su residencia tras haber asistido a un gran espectáculo en el teatro Mogador junto a los personajes de Disneyland Resort Paris.

Carla Bruni fue la encargada de distribuir los presentes entre los más pequeños a los pies del abeto gigante. Según las madres de los niños invitados, la Primera Dama de Francia “estaba radiante y se mostró muy accesible y tierna con ellos”. Hasta el mismísimo Sarkozy no vaciló en hacer pequeñas bromas y se convirtió en protagonista de una divertida anécdota cuando uno de ellos preguntó “¿Está aquí Nicolás Sarkozy?” y éste, que se encontraba de espaldas junto a él, le contestó: “Sí, estoy aquí”. El niño, sorprendido y algo intimidado, le preguntó entonces si era allí donde vivía, lo que provocó las carcajadas del Presidente.

El acto estuvo organizado por Billy, la estrella favorita de los niños y quien hizo algunas declaraciones para los medios al término de la merienda y del reparto de regalos. Confesó que, “para ser su primera merienda en el Elíseo”, Carla Bruni “estaba muy a gusto” . Añadió además que Nicolás Sarkozy, por su parte, “se mostró durante toda la merienda muy atento con los pequeños, con los que tiene muy buena mano”.

Una tarde “mágica”
El evento contó con la presencia de numerosos rostros conocidos en el país, como los cantantes M. Pokora, Quentin Mosimann, el ganador de la séptima edición de Star Academy (la versión francesa de Operación Triunfo) y los protagonistas de la comedia musical El Rey León, que les divirtieron con un popurrí de las canciones del espectáculo. Los niños pudieron descubrir, también, las coreografías de los campeones de Francia de breakdance, reunidos en el grupo Legiteam Obstruxion. Todos ellos, junto al presidente Sarkozy y su esposa, contribuyeron a que los más pequeños vivieran una tarde “mágica”.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?