Pinche sobre la imagen para ver la galería de fotografías

LA REALEZA EUROPEA FELICITA AL PRÍNCIPE CARLOS DE INGLATERRA POR SU CUMPLEAÑOS

La reina Isabel II organizó una velada en el palacio de Buckingham a la que asistieron cerca de 400 invitados

14 NOVIEMBRE 2008
La realeza europea al completo acompañó al príncipe Carlos en la primera de las fiestas que se celebran con motivo de su sesenta aniversario. En esta ocasión, fue su madre, la reina Isabel II, la anfitriona de una cena de gala en el palacio de Buckingham a la que asistieron más de 400 invitados. Se trataba de un evento privado que comenzó con un cóctel de etiqueta, seguido de un recital de la orquesta filarmónica que agasajó, en la sala de baile, al homenajeado con algunas piezas clásicas de compositores ingleses.

Después de los cariñosos elogios que la reina Isabel había dedicado el pasado miércoles en un inusual discurso a su hijo mayor, el príncipe Carlos, por su labor benéfica en The Prince´s Trust, -una fundación que, en sus palabras, ha transformado "incontables vidas”-, fueron sus hijos, los príncipes Guillermo y Harry, los que aprovecharon esta recepción con motivo de su sesenta cumpleaños para brindarle un sentido discurso en el que, entre algunas bromas, aseguraron que él ha sido “una inspiración para nosotros y muchas otras personas”. Antes le habían propuesto irónicamente que, debido a sus muchos años, fuera pensando en realizar una instalación eléctrica en su residencia de Highgrove para la silla de ruedas.

La concentración de tantos miembros reales no se tradujo en una pasarela de vaporosos vestidos de gala e impresionantes aderezos a las puertas de Buckingham, sino en una caravana de coches con royals a bordo. Aunque sí la hubo en los pasillos y salones palaciegos a espaldas de los objetivos de los reporteros. Entre las personalidades asistentes, estaban miembros de todas las Casas Reales europeas como los príncipes Felipe y Letizia de España, Máxima y Guillermo de Holanda, los reyes Carlos Gustavo y Silvia, y su primogénita, la princesa Victoria de Suecia, y sus padres, Constantino y Ana María de Grecia, los príncipes Pablo y Marie-Chantal, Federico y Mary de Dinamarca y Felipe y Matilde de Bélgica. Estuvieron además los Duques de Palma, los Duques de Kent, así como los reyes Abdalá y Rania de Jordania y Hamad ibn Isa Al Khalifa, Rey de Bahrein, entre muchos otros.

Coronó la velada, una vez que los huéspedes se habían dispersado tras el cóctel y el concierto de música de cámara, la cena de gala. Los miembros de la Familia Real inglesa se sentaron a la mesa, entonces, con sus más de 400 invitados para disfrutar juntos de exquisiteces de salmón y carne de venado de Balmoral, seguidas de sorbete.

No es esta sin embargo la primera celebración en la que el Heredero al trono inglés es protagonista. Esta misma semana asistió a una gala benéfica en el New Wimbledon Theatre en la que actuaron los actores cómicos Rowan Atkinson, Robin Williams y John Cleese. Pero, como dice el dicho popular, no hay dos sin tres y además la ocasión bien lo merece. La tercera fiesta, preparada por la Duquesa de Cornualles a su esposo, será el próximo día 15 en su residencia de Highgrove y contará con las asistencia de otros tantos célebres invitados -incluidas las novias de los príncipes Guillermo y Harry- y un concierto de Rod Stewart, entre otras muchas sorpresas.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?