Isabel II estuvo acompañada por sus hijos los príncipes Carlos y Andrés, pocos días después de que este último finalizara su visita a China
Pulse sobre la imagen para ver más fotografías

El príncipe Guillermo depositó una ofrenda floral en recuerdo a los soldados caídos en la I y II Guerra Mundial

ISABEL II Y SU FAMILIA RINDEN HOMENAJE A LOS CAÍDOS DURANTE LAS DOS GUERRAS MUNDIALES

Su nieto el príncipe Guillermo depositó una corona de flores rojas ante el monumento dedicado a todos aquellos soldados británicos que dieron la vida por su país

9 NOVIEMBRE 2008
Buena parte de la Familia Real británica acudía esta mañana a cumplir con unas de las tradiciones más arraigadas entre sus súbditos. Como cada año, Isabel II ha participado en el Remembrance Day o Día del Recuerdo, en el que se conmemora el final de la I Guerra Mundial.

A pesar del indiscutible protagonismo de la soberana inglesa, son cada vez más los ojos que observan detenidamente la progresiva participación de su nieto Guillermo en estos tipos de actos oficiales. El hijo mayor del príncipe Carlos, ataviado con el uniforme militar, depositó una corona de flores rojas frente al Cenotaph. Se trata de todo un símbolo, ya que es el monumento dedicado a todos aquellos soldados británicos y pertenecientes a los países de la Commonweakth, que dieron sus vidas por el país durante los dos mayores conflictos de índole internacional.

Mientras el príncipe Guillermo realizaba la ofrenda, su padre lo miraba con una mezcla de orgullo y emoción que era evidente que también compartían sus abuelos, la reina Isabel y el Duque de Edimburgo. De la misma forma, siguieron atentamente el acto, desde un palco, la Duquesa de Cornualles y la de Wessex, que acudió sin su marido, el príncipe Eduardo.

Ambas escogieron para la ocasión sobrios trajes negros, adornados tan sólo por el tradicional alfiler en forma de amapola que en el Día del Recuerdo suelen llevar prendido en la solapa. Esta flor simboliza el recuerdo tanto a los soldados muertos como a los familiares que perdieron la vida durante las dos Guerras Mundiales. Sus portadores rinden homenaje a los héroes caídos, a la vez que ayudan económicamente a la construcción de residencias para los veteranos supervivientes.

Destacadas presencias
Sin duda, esta mañana, además de la Familia Real británica, la gran invitada de honor al Día del Recuerdo ha sido Margaret Thatcher, que avanzaba del brazo del ex Primer Ministro John Major. La que fuera conocida durante su mandato como la Dama de Hierro, se dejó ver durante esta jornada tan emotiva en una de las escasas apariciones que protagoniza últimamente a causa del alzheimer que padece.

Igualmente, ha sido significativa la asistencia del duque de York, que durante los últimos días se había desplazado a China junto a su hija menor, la princesa Eugenia, para visitar algunas de las zonas más afectadas por el terremoto que tuvo lugar la pasada primavera. Tanto él como Eugenia ya llevaban prendida en su solapa, durante este viaje, la amapola en recuerdo de los Caídos.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?