Los príncipes Guillermo y Harry prepararon en colaboración con los amigos íntimos de Peter Phillips una fiesta de despidida muy especial en la isla de Blanco
Pulse sobre la imagen para ver las ampliaciones de las fotos

Peter Phillips, que contraerá matrimonio el próximo 17 de mayo en el Castillo de Windsor, fue el blanco de un montón de juegos, desafíos y fechorías, como llevar una muñeca alrededor suyo durante todo el viaje

LOS PRÍNCIPES GUILLERMO Y HARRY AYUDAN A PETER PHILLIPS A CELEBRAR SU DESPEDIDA DE SOLTERO

14 ABRIL 2008
Peter Phillips ha exprimido sus últimos momentos de soltería con una despedida de soltero por todo lo alto. Los familiares y amigos más allegados del futuro esposo no se han podido resistir a la popular tradición prenupcial y, a apenas un mes de su enlace con la canadiense Autumn Kelly, le han preparado una fiesta muy especial en la Isla de Wight, condado insular situado en la costa sur de Inglaterra, frente a la ciudad de Southampton. Un acontecimiento entrañable al que acudieron sus primos el príncipe Guillermo y el príncipe Harry, el novio de su hermana, Zara, el as del rugby Mike Tindall, así como amigos íntimos del homenajeado.

La pandilla llegó el pasado viernes a la isla para disfrutar juntos de un intenso fin de semana de celebraciones. Para entrar en ambiente, todos y cada uno de los integrantes del grupo se vistieron de grillos blancos -tal vez, en alusión a Pepito, grillo- con un letrero en la parte delantera que ponía: "Despedida de Peter". El disfraz del futuro Heredero al trono tenía impreso en la parte trasera Wills, mientras el traje de su hermano pequeño llevaba grabado su apodo Hazza. Era el aperitivo de un fin de semana sólo para hombres imborrable. La tropa tenía preparados un montón de juegos, desafíos y fechorías para el primogénito de la princesa Ana, que fue obligado a llevar una muñeca en brazos durante todo el viaje.

Bromas, juegos y disfraces
Durante el día, la fiesta consintió en un amistoso partido de críquet, antes dirigirse por la noche al cercano bar el Ancla para escuchar música en vivo. "Todos ellos fueron muy corteses con el personal. Fue una agradable velada y ¡una grata sorpresa tenerlos aquí!” aseguró entusiasmado el director del bar. "Eran un grupo numeroso y todos ellos fueron muy educados”. Al día siguiente, la comitiva se dirigió al puerto de recreo de Cowes, donde alquilaron un yate por un día para disfrutar de una jornada de vela. Los chicos le tenían reservada otra broma al animado Peter: ponerse un disfraz de gato de licra púrpura y, como maquillaje de fantasía, un bigote y unas gafas pintadas con rotulador negro. La diversión llegó a altas cotas cuando el sábado por la noche el príncipe Harry, amante de las fiestas, entabló amistad con los integrantes de otra despedida de solteros, vestidos como piratas, en una bar local.

Cumplida la tradición, y con la boda a la vuelta de la esquina -Peter contraerá matrimonio con Autumn Kelly el próximo 17 de mayo en la Capilla de San George en el Castillo de Windsor-, los futuros esposos se han centrado en los preparativos nupciales de última hora.


  • Compartir esta noticia:
  • Añadir a del.icio.us
  • Añadir a marcadores de google
  • Añadir a menéame
  • Añadir a YahooMyWeb
  • Añadir a fresqui
  • buscar en Technorati
  • Agregar esta página a Mister Wong


¿Qué es esto?