Helen Lindes ha repartido a la perfección su fin de semana. La modelo dividió su tiempo libre entre el trabajo y el placer. En uno de los muchos eventos que se celebraron este fin de semana en apoyo a los afectados por el cáncer de mama, Helen aportó su granito de arena. En una campaña de la firma Avon, con el nombre 10.000 deseos contra el cáncer, la modelo lució un foulard de color rosa, cuyos beneficios están destinados a luchar contra esta enfermedad. Fue un día en el que se multiplicaron los mensajes esperanzadores, ya que cada uno de los asistentes escribió en una tarjeta su deseo en recuerdo de los afectados. Junto a Tony Aguilar, que ejerció de maestro de ceremonias, la maniquí dijo que espera que llegue el día en que “las generaciones futuras no conozcan el miedo y el sufrimiento de esta enfermedad”.

 

nullVER GALERÍA


Después de mostrar su lado más solidario en esta cita, la ex Miss acudió a otra bien diferente, pero igual de importante. Desde las gradas del Palacio de los Deportes, de Madrid, animó con todas sus ganas a su novio Rudy Fernández, cuyo equipo, el Real Madid, ganó el encuentro. “Partidazo de nuestros chicos del @RMBaloncesto!! Enhorabuena. Ahora a comer bien y a descansar… #FelizDomingo” escribió Helen en su twitter junto a una imagen en la que se veía el resultado del partido.

 

 

Para rematar el perfecto fin de semana nada mejor que una buena comida y, como manda la tradición, tocaba paella. Así lo reflejó de nuevo en las redes, en las que publicó el plato que seguro degustó en excelente compañía. No es extraño ver a la modelo en las gradas animando y aplaudiendo el buen juego de su novio, con el que comparte su vida desde hace dos años. No duda en admitir que en Rudy “ha encontrado a su media naranja”, aunque de momento no tiene planes de boda. “Espero que algún día se haga realidad. Mi vestido ideal sería sencillo y con una buena caída, pero todavía no lo he visualizado completamente” explicó en las páginas de la revista ¡HOLA!

Más sobre

Regístrate para comentar