30 JUNIO 2013

Sara Carbonero coincide en el aeropuerto con Carme Chaparro, a su regreso de Brasil

La presentadora de informativos Telecinco fue con su hija a recoger a su marido, que es operador de cámara de Mediaset y estuvo cubriendo la Copa Confederaciones

Su menor presencia como periodista en los partidos de la Copa Confederaciones no se ha traducido en un menor interés mediático por ella. Sara Carbonero ha sido la gran protagonista de la competición, con permiso de los jugadores de la Selección brasileña que finalmente se alzaron con la victoria ante España. Sus estilismos, sus peinados, sus intervenciones... todo ha provocado multitud de comentarios en las redes sociales.

Las imágenes que la semana pasada publicaba la revista ¡HOLA! de la reportera bañándose y tomando el sol en una de las exóticas playas de Río de Janeiro no dejaron indiferente a nadie. Sara se ha convertido en la bellísima versión española de la chica de Ipanema durante su paso por la Copa Confederaciones.

 

Sara Carbonero regresa a Madrid tras la victoria de Brasil en la Copa Confederaciones



La periodista ha disfrutado al máximo su estancia en el país, como demostraba la imagen publicada por Vicky Marcos, gran amiga y maquilladora de cabecera de Sara, en su cuenta personal de Twitter. "Una noche muy especial. Nuestra última noche en Brasil", escribió.

Sin embargo, todo llega a su fin y tras cubrir la gran final de la Copa Confederaciones Sara ha regresado a España. Cargada de maletas, la periodista ha aterrizado este lunes en el aeropuerto de Barajas para sorpresa de los que allí se encontraban. Y entre la gente que estaba esperando a los viajeros en la zona de llegadas de la terminal, se encontraba otro de los rostros de los informativos de Telecinco, la periodista Carme Chaparro.

 

null

 

Con unos modernos shorts, sandalias de cuña y una camiseta blanca, Carme fue a dar la bienvenida a su marido, que es operador de cámara de Mediaset y regresaba de Brasil junto al resto de la “expedición” de la cadena. Pero la presentadora, que está esperando su segundo hijo, no estaba sola, ya que fue con su hija, Laia, que el mes que viene cumplirá dos años. La pequeña se lanzó con ilusión a los brazos de su padre, pero antes de regresar a casa, Carme saludó al resto de los compañeros de informativos, entre ellos a Sara, a quien dio un cariñoso abrazo y dos besos.

 

null

 

A pesar de las horas de vuelo, Sara estaba guapísima. Llevaba su peinado fetiche, la trenza a un lado, y unas originales gafas de sol. Además, ha optado por un 'look' de lo más cómodo para el viaje: vaqueros, botas, camiseta básica y una chaqueta. A Sara le esperan ahora unas merecidas vacaciones de verano junto a Iker Casillas.

- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo