Familiares y figuras del toreo acompañan al fallecido Pepe Luis Vázquez en su última vuelta a la Real Maestranza

Sevilla intenta hoy superar el fallecimiento de una de las figuras más grandes del toreo español, el diestro Pepe Luis Vázquez, quien fallecía el pasado domingo a los 91 años de edad. Si ayer su capilla ardiente era un ir y venir de familiares, amigos y compañeros de toreo, hoy, en su entierro no lo ha sido menos.

 

nullVER GALERÍA



A las diez de la mañana se ha iniciado la misa en la parroquia de San Bernardo, donde se ha vuelto a recordar y ensalzar la figura como torero y como persona de Pepe Luis, quien ya ha entrado por la puerta grande en la historia de la Tauromaquia.

Una hora después el considerado inventor de la "escuela sevillana", ha dado su última vuelta al ruedo a hombros de profesionales del toreo en la Maestranza, plaza en la que cosechó algunos de sus mejores triunfos. La emotiva vuelta al ruedo se ha hecho "despacito, como le gustaba a él", han comentado algunos de los toreros que le llevaban a hombros, entre ellos Morante de la Puebla, Tomás Campuzano, Finito de Triana o Curro Durán.

 

VER GALERÍA

 

El público que ha asistido al último homenaje a Pepe Luis Vázquez ha guardado un respetuoso silencio cuando el ataúd entró por la Puerta del Príncipe de la Plaza de Sevilla, desde donde fue llevado hasta el centro del ruedo para rezar un breve responso.

El féretro fue aplaudido de forma prolongada cuando salía de la plaza, y en esos momentos sólo se han oído algunos gritos sueltos de "¡torero!", antes de que fuera introducido en el coche fúnebre que lo condujo hasta el Cementerio de San Fernando de Sevilla.

La vuelta al ruedo en la Maestranza sólo se da a toreros destacados, como ocurrió con el hermano del fallecido, Manolo Vázquez, o con Paquirri, y la última ocasión fue en 2011 con Diego Puerta.

Otro de los asistentes a la vuelta al ruedo póstuma ha sido el torero José Ortega Cano, quien ha destacado que Pepe Luis Vázquez era "muy sevillano y reconocido en todo el mundo", así como un diestro "artista y valiente", porque lidió numerosos encastes de los considerados difíciles, como Miura.

 

VER GALERÍA

Morante de la Puebla, por su parte, ha señalado que el fallecido fue una persona "buena, sencilla y humilde" y un "grandioso torero" que inventó la "escuela sevillana!", "de la que yo he bebido mucho".

Recordando a Pepe también ha estado Curro Romero, quien acompañado de su esposa, Carmen Tello, no ha podido contener la emoción y ha destacado que el maestro muerto era "único". Como persona, Vázquez era "encantador, daba gusto estar a su vera", ha subrayado Curro Romero, que ha reconocido estar muy afectado por la amistad que le unía con el torero, que le confirmó la alternativa en 1959.

Romero, a quien le costará mucho superar esta perdida, también ha estado acompañado por Alfonso Diez, el marido de la Duquesa de Alba, quien acudido, al igual que Eugenia Martínez de Irujo, en representación de doña Cayetana, convaleciente aún de la operación de fractura de fémur a la que tuvo que someterse el pasado mes de abril.

También estuvieron en la parroquia Rafael de Paula, que llegó apoyado en un bastón, así como el torero Enrique Ponce, que ha resaltado que el fallecido "es una de las figuras míticas del siglo XX" y deja como legado "toda la gracia del toreo sevillano. Es de las figuras más importantes que ha dado el toreo", ha sentenciado.

Más sobre

Regístrate para comentar