Isabel Pantoja, en su primer concierto tras conocer su condena: 'Piensan que me van a hundir, pero no me van a hundir'

La artista, que colgó el cartel de 'No hay entradas', utilizó sus canciones para mandar algunos mensajes a aquellos que la critican

Isabel Pantoja ha reaparecido. La artista, a quien vimos por última vez abandonando la Audiencia Provincial del Málaga entre una marabunta de gente tras conocer su sentencia, colgó ayer el cartel de 'No hay entradas' en su primer concierto en Benidorm, donde una vez más convirtió las letras de sus canciones en mensajes llenos de significado.

 

nullVER GALERÍA


En medio de gran expectación de periodistas y público, Isabel Pantoja, quien fue condenada hace 20 días a dos años de prisión por blanqueo de capitales, se reencontró con su público en la sala Benidorm Palace, hasta la que se acercaron alrededor de 1.400 personas, a las que no le importó pagar entre 50 y 55 euros por entrada por ver a su ídolo, a la que una vez más brindaron todo su apoyo haciendo lo que mejor pueden hacer, llenando sus conciertos.

Antes de la esperada actuación y con el fin de atajar las preguntas de los periodistas, el jefe de Producción de la artista, Juan Leiro, indicó que Isabel Pantoja se enfrentaba a este concierto "con respeto al público, pero sin miedo".

Sobre las 21.35 horas, Isabel Pantoja irrumpió sobre el escenario y la sala se puso en pie para gritarle con garra "Isabel, Isabel". Con motivo del Día de la Madre, celebrado ayer, la artista decidió empezar su concierto interpretando el tema Es mi madre, al que siguieron Pero me vas a extrañar, Buenos días tristeza y Me gusta a morir.

 

VER GALERÍA



A lo largo de la actuación, se fueron sucediendo las palabras de ánimo y los piropos hacia la artista sevillana que interpretó con pasión temas como Que se busquen a otra o la ranchera Tú a mí no me hundes, la que en su tramo final Isabel cambió la letra adaptándola al momento que atraviesa cantando con énfasis: "Ellos creen que soy cobarde, porque no hablo, y piensan que me van a hundir, pero no me van a hundir".

Durante más de dos horas de concierto la artista hizo un recorrido por muchas de las canciones más conocidas de su discografía, como Así fue o Se me enamora el alma, aunque también ha interpretado versiones de temas como Dos gardenias o Si tú me dices ven.

Con un "ha sido un honor que mi primera actuación haya sido en Benidorm", concluyó su actuación Isabel, quien volverá a subirse a un escenario el próximo 21 de junio en Sevilla.

Casi una hora después de finalizar el concierto en el Benidorm Palace, decenas de seguidores esperaron a la cantante a su salida para felicitarla personalmente. 

 

VER GALERÍA



Isabel Pantoja fue condenada el pasado 16 de abril a dos años de cárcel, aunque no ingresará en prisión, por blanqueo de capitales en un proceso que comenzó con la Operación Malaya en marzo de 2006, y en el que también fueron condenados su expareja, el exalcalde de Marbella Julián Muñoz, y la que fuera esposa de este, Maite Zaldívar.

En la sentencia, los tres encausados fueron también condenados a pagar multas millonarias, que en el caso de Pantoja asciende a 1.147.149 euros. No obstante, la Fiscalía Anticorrupción de Málaga anunció el pasado 23 de abril que presentará un recurso de casación contra esta sentencia, alegando infracción de ley. Un día antes, los abogados de la tonadillera anunciaron que alegarán vulneración de derechos fundamentales en el recurso que tramitan contra la condena.

La instrucción del "caso Malaya" dio lugar a la apertura de varias piezas separadas entre las que figuran el procedimiento abierto, entre otros, contra Pantoja, que fue detenida en mayo de 2007 en su vivienda de Marbella. Tras abonar una fianza de 90.000 euros para eludir la prisión, la cantante se enfrentaba a una petición fiscal de tres años y medio de prisión, así como a una multa 3,6 millones de euros.



Más sobre: