La doble de la Duquesa de Cambridge gana 12 mil pesos por cada presentación

Heidi Agan era mesera, pero ha decidido aprovechar su extraordinario parecido con Kate Middleton para mejorar su situación económica

A la doble de la Duquesa de Cambridge se le está complicando su papel. La excamarera Heidi Agan, quien tiene un extraordinario parecido con Catherine, se ha propuesto hacer todo lo posible para que su imagen siga siendo lo más similar posible a la de la esposa del príncipe Guillermo, quien ya se encuentra en su quinto mes de embarazo y ha comenzado a dejarse ver más en público.


Doble de Kate MiddletonVER GALERÍA



Madre de dos hijos, Heidi no ha llegado al extremo de quedarse embarazada de nuevo para parecerse a Kate, sino que ha invertido dinero en una serie de prótesis que simulen las diferentes etapas del crecimiento de la tripa. 'A medida que la barriguita de Kate vaya creciendo, la mía también lo hará, así seré más auténtica' comentó Heidi a la cadena británica BBC.

Esta joven de 32 años, natural de Corby, un pueblo industrial cerca de Kettering en Northamptonshire, Inglaterra, abandonó su antiguo trabajo como camarera en el restaurante Frankie and Benny, en el que ganaba unas 6 libras (unos 112 pesos) la hora para ejercer de doble de la Duquesa de Cambridge en todo el mundo. Su labor la lleva a viajar por toda Inglaterra y por medio mundo y es bastante más rentable que su antiguo empleo. Gana cerca de 12 mil pesos al día cada vez que hace de doble de la esposa del príncipe Guillermo, bien sea en un acto público o ante algún medio de comunicación. 'Es algo que nunca pensé que me pasaría, pero se ha convertido en lo más maravilloso del mundo', comentó a la cadena. La empresa que la contrata, Susan Scott Lookalikes, ha comentado a HELLO! Online que 'su atención al detalle la ha subido a la cumbre en este mundo de los dobles'. 'La solicitan mucho a nivel internacional'.


Kate Middleton VER GALERÍA



Heidi es madre soltera y ha trabajado muy duro para imitar la ropa de Kate, los gestos y la postura de la Duquesa, cuyo físico le ha dado a ella la posibilidad de convertirse en una doble profesional. 'Haber hecho algo que dominas durante 12 años y dejarlo por una industria en la que un día estás arriba y otro abajo es difícil, pero estoy muy contenta y me siento afortunada de haberlo hecho'.  Incluso tiene un perfil de Twitter en el que va contando sus experiencias y en el que se presenta como la doble más parecida a Catherine en el Reino Unido.

Esta excamarera ha tenido que invertir parte de sus ganancias en adquirir algunas de las prendas más significativas del vestuario de Kate Middleton, incluyendo el vestido azul oscuro, realizado por Issa London, que la Duquesa de Cambridge lució el día del anuncio oficial de su compromiso, así como la adquisición de una copia valorada en 355 euros ( unos 5 mil 500 pesos) del segundo vestido de Alexander McQueen que Catherine lució el día de su boda.

'Tengo que tener la ropa, los gestos, el modo en que se coloca y se comporta con Guillermo. Esas cosas son muy importantes y quiero ser la mejor'. De momento Catherine no ha llevado ningún vestido de premamá, sino simplemente vestidos algo menos ajustados, por lo que para Heidi esto está siendo bastante difícil copiar su estilo, ya que aún su embarazo no es tan prominente como para saber por qué modelos podrá decantarse.


Doble de Kate Middleton



Aparte de no quitar ojo a los estilismos de Kate, Heidi, quien tiene un hijo de 11 años llamado Blake y una hija, Abigail, de 4, ha tenido que explicarles detenidamente por qué de repente parece estar embarazada sin realmente estarlo. A pesar del hecho de tener que llevar un poco de peso extra durante unos meses, Heidi dice que no se arrepiente de haber cambiado su modo de ganarse la vida. 'Existe una gran diferencia entre trabajar de camarera y de doble. Está mejor pagado y es un trabajo muy divertido en el que cada día hago algo diferente'.

Todo parece igual, pero ¿hay algo en lo que no coincidan? Sí, claro, ella no se habría fijado en el Príncipe. 'Guillermo no es mi tipo, ni tampoco su hermano Harry, son demasiado altos'.

Más sobre: