David Villa presume en el terreno de juego de sus tres tesoros: Zaida, Olalla y Luca

El futbolista llevó a sus hijos a su entrenamiento con la selección española en Asturias

Son innumerables los entrenamientos que han hecho juntos hasta haber conseguido en los últimos cinco años ser campeones del mundo y campeones de Europa en dos ocasiones, pero para David Villa, el entrenamiento de ayer con La Roja fue el más especial de todos. Y es que ayer, los hombres de Vicente del Bosque llegaron a Asturias, tierra natal de Villa, donde hoy se enfrentarán a Finlandia, en un partido de clasificación para el Mundial de Brasil 2014.

Alrededor de 20.000 personas llenaron las gradas del estadio de fútbol El Molinón, en Gijón, para ver de cerca de sus ídolos antes del encuentro, y entre los miles de espectadores se encontraban los hijos de David Villa, que una vez terminó el entrenamiento entraron al campo y posaron con él.

 

nullVER GALERÍA

 

David Villa y su mujer, Patricia González, ya tienen tres hijos: Zaida, de siete años, Olalla, de tres, y el pequeño Luca, que nació el pasado 28 de enero. Los tres pequeños llevaban puesta la camiseta con el número de su padre y las niñas llevaban también unas muñecas de fieltro vestidas con el uniforme de la selección decorando sus coletas. Pero no fueron las únicas que saltaron al campo para posar con él, ya que también lo hicieron dos sobrinas del futbolista, que también lucían la camiseta de la roja. Sin duda, el mejor club de fans del asturiano.

 

VER GALERÍA

 

Santi Cazorla y Juan Mata también fueron recibidos con mucho cariño en Gijón, ya que también son asturianos y para ellos fue todo un orgullo poder jugar en su tierra con la camiseta de su selección. "Tanto para David, como para Santi y para mí es un orgullo volver a casa. Jugar un partido oficial en Asturias y ver a nuestras familias y amigos hace que nos sintamos muy felices”.

Más sobre: