Boda de Adriana Vargas Álvarez y Mario Simonett Weimssemberg

Al fin la fecha deseada por Mario Simonett Weimssemberg y Adriana Vargas Álvarez llegó cumpliendo uno de sus más anhelados deseos, unir sus vidas por la religión católica y la ley de los hombres.

PULSA EN LA IMAGEN PARA VER TODA LA GALERÍA


La capilla del antiguo Colegio de Niñas, dentro del majestuoso edificio colonial del Club de Banqueros, en el Centro Histórico, fue el sitio elegido por la joven pareja para llevar su enlace matrimonial, y acompañada por sus familiares y amigos llegaron radiantes a este compromiso religioso.

Al término de la ceremonia religiosa los novios se trasladaron al Gran Salón para la boda civil, donde estuvieron acompañados por sus padres, Ingrid Weimssemberg De Simonett, Alejandro Vargas y Alma Álvarez de Vargas, además de sus testigos, que signaron el acta que la Juez del Registro civil les entregó, declarándolos marido y mujer.

El patio principal del club de Banqueros fue elegido por los recién casados para disfrutar de un delicioso banquete en su honor, al que convidaron a más de trescientos invitados que disfrutaron hasta las primeras horas del día siguiente, en donde se despidieron para ir a disfrutar su luna de miel en Alaska.

Más noticias