Queda tan sólo dos días para que Marta Ortega abandone su soltería. El próximo 18 de febrero la hija de Amancio Ortega, el hombre más rico de España y la séptima fortuna del mundo gracias a un imperio con nombre mundial, Inditex, dará el 'sí quiero' al jinete asturiano Sergio Álvarez Moya.

nullVER GALERÍA



Pero mientras llega el momento de vivir este día, que sin duda se convertirá en inolvidable no solo para los protagonistas sino también para su selecto grupo de invitados, la novia ha viajado en compañía de su madre, Flora Pérez, su mejor consejera, a Madrid para realizar algunas compras antes de comenzar su nueva vida. Madre e hija recorrieron algunas de las tiendas más exclusivas de la milla de oro de la capital, siendo por esta vez “infieles” a las marcas del grupo Inditex.

VER GALERÍA

En los jardines del pazo que Amancio Ortega tiene en la localidad de Anceis, en el municipio coruñés de Cambre donde se celebrará el que será el enlace del año, el ritmo es frenético. Casi una treintena de operarios ultiman cada detalle para que nada falle el día de la boda de la heredera del imperio Zara.

Y si hace unos días conocíamos que Marta iría vestida de Zara, que contaría con una lista de un centenar de invitados, entre los que figura Athina Onassis o Ainhoa Arteta y su marido, el jinete Jesús Garmendia , y que su menú correría a cargo del chef gallego Marcelo Tejedor, de Casa Marcelo, quien realizará todos y cada uno de los platos con productos de la tierras gallegas, ahora ha trascendido el nombre del florista encargado de que todo brille de una manera especial: el francés Thierry Boutemy, al que califican como el mejor del mundo. Él mismo lo ha confesado: "Los novios son muy sencillos. No les gusta ser llamativos. Hay quien pide ramos muy grandes; ellos todo lo contrario".

Nervios, carreras, pequeños detalles y hasta subastas, pues hoy, sin nada falla, un comprador especializado en pescado se encargará de comprar los 100 kilos de merluza de pincho de Celeiro necesarios para preparar el que será el plato estrella del banquete, según ha dado a conocer La voz de Galicia. Los ejemplares elegidos tendrá la característica de haber sido pescados uno a uno, con anzuelo, y su precio en la lonja podía llegar a alcanzar los 12 e incluso los 16 euros el kilo.

Más sobre

Regístrate para comentar