Adriana Abascal comparte en su pasión por el arte en Nueva York con Chris Brown, el hombre que ha conquistado su corazón

De la mano, muy sonrientes y vestidos de gala por las calles de Nueva York, así hemos visto a Adriana Abascal y a su pareja, Chris Brown, asistiendo a la inauguración de la muestra del artista Maurizio Cattelan en el Museo Guggenheim, que tuvo lugar el pasado jueves, y donde la mexicana fue como invitada de honor con un elegante vestido rojo. Y es que el arte es una de sus grandes pasiones y además de ser una destacada coleccionista, es amiga y cliente personal de este artista y ha querido compartir este momento con su nuevo amor.

 

nullVER GALERÍA

 

Después de su ruptura con Mathias Helleu, Adriana ha vuelto a recuperar la ilusión y la sonrisa, como decía el pasado mes de septiembre en las páginas de la revista ¡HOLA!: “Chris es la nueva ilusión de mi vida”. Conoció a este financiero estadounidense en París, durante una cena con un grupo de amigos y surgió el flechazo. Desde entonces fue surgiendo una relación, que cada día se va consolidando. También confesó en esta entrevista qué es lo que le conquistó de Chris Brown: “Es un hombre que tiene muchas cualidades… Como decimos en México, ‘me movió el tapete’, me hizo girar la cabeza, sentí el click”.

La primera vez que vimos juntos a Adriana y Chris fue antes de verano en Venecia, después se les vio en Madrid y más tarde les vimos compartir unos románticos días de vacaciones en Careyes, un lujoso enclave en el Pacífico mexicano, donde tanto ella como el financiero poseen una casa.

Más sobre: