El multitudinario adiós a Marco Simoncelli reúne a amigos y compañeros como Valentino Rossi, Jorge Lorenzo y Sete Gibernau

El pasado fin de semana medio mundo se quedaba conmocionado tras el trágico fallecimiento de Marco Simoncelli en el Gran Premio de Malasia, a consecuencia de un desafortunado accidente. Amigos y familiares del piloto se reunieron en la iglesia de Santa María de la Asunción de Coriano, en la costa adriática italiana, para dar el último adiós al joven deportista de 24 años. Sus padres Rossella y Paolo y su novia Kate estuvieron arropados por una multitud que quiso rendir su particular homenaje al joven piloto. En la ceremonia oficiada por el obispo de Rímini, Francesco Lambiasi, estuvieron presentes varios de sus compañeros como Valentino Rossi, el también italiano Loris Capirossi, el francés Randy De Puniet y los españoles Jorge Lorenzo y Sete Gibernau.

Jorge LorenzoVER GALERÍA


Fausto Gresini, director del equipo en el que corría Simoncelli, junto con representantes de la casa japonesa Honda, también acudió a presentar sus respetos. El féretro de "Supersic", nombre con el que se le conocía de forma cariñosa, estuvo escoltado a su llegada al templo por un grupo de jóvenes que vestían monos de motociclista y llevaban globos con el número 58, el mismo con el que corría el fallecido. Más de un millar de personas se reunieron en el circuito de Misano Adriatico, cerca de Rímini, para seguir el funeral a través de unas pantallas instaladas para la ocasión.

Los padres de Marco SimoncelliVER GALERÍA


Desde que los restos mortales del deportista llegaron a Italia, su país natal, han sido constantes las muestras de cariño hacia él. Miles de personas acudieron a la capilla ardiente instalada en el Teatro Municipal de Coriano, donde residía la familia de Simoncelli, para despedir al piloto. En el interior del teatro se colocaron dos de las motos que condujo el campeón: la Gilera 250 con la que ganó el Mundial de 2008 y la Honda que había usado este año en MotoGP y se proyectó una gran fotografía donde se le veía sonriente. Los mensajes de apoyo se han multiplicado por cientos en las redes sociales en las que #CiaoMarco se ha convertido ya en trending topic (en Twitter).

Más sobre: