Difíciles momentos para la familia de Nicolás Vallejo-Nágera

Francisco Muñoz Cabrera, marido de Sabine Déroulède, falleció el pasado 24 de noviembre en Pedraza, Segovia

La familia de Nicolás Vallejo-Nágera atraviesa un duro momento. El pasado martes 24 de noviembre falleció en Pedraza, Segovia, su padrastro, Francisco Muñoz Cabrero, de 84 años, con quien su madre, Sabine Déroulède, compartió muchos años de su vida.

La madre de Paulina Rubio, Susana Dosamantes, contó la noticia durante su paso por la alfombra roja del Festival de Cine Español en México, donde le preguntaron dónde estaba su hija y explicó que estaba en España al lado de su marido: “Ocurrió una desgracia, se murió el padrastro de Nicolás y era como su padre”. Se esperaba la presencia de la cantante en la inauguración de este festival, pero puso rumbo a España para dar su apoyo a Nicolás y a su familia, aunque volverá pronto para cumplir con sus compromisos profesionales: “Paulina está al lado de su esposo pero tendrá que venir porque tiene compromisos del shows y cosas y no puedes cancelar porque luego vienen las demandas”, dijo Susana Dosamantes.

Francisco Muñoz Cabrero fue uno de los pioneros en España de la arquitectura y diseño de interiores y promovió la creación de empresas como Casa&Jardín, De natura y Estaños de Pedraza. Además, fue uno de los decoradores de las instalaciones del Pabellón del Príncipe, en la Zarzuela. Su vida ha estado ligada a Pedraza, donde llegó hace sesenta años y ha restaurado muchos de sus edificios y ha defendido el patrimonio histórico de esta villa medieval, en la que posee una casa museo con obras de artistas como Eduardo Chillida, con quien tenía una gran amistad. Por todo esto, el Ayuntamiento le otorgó en 1995 el título de Hijo Adoptivo de Pedraza, donde descansan sus restos mortales.

El funeral por Francisco Muñoz Cabrero tendrá lugar el miércoles 2 de diciembre en Madrid, a las nueve menos cuarto de la noche, en la Iglesia de San Martín de los Navarros, en al calle Eduardo Dato 10.

Más sobre: