María Pineda abandona el hospital tras recibir el alta médica

Tendrá que regresar puntualmente a las sesiones de quimioterapia para combatir el cáncer de pulmón que padece

María Pineda acaba de recibir una de las mejores noticias en su lucha contra el cáncer de pulmón que padece: los doctores le han dado el alta médica, por lo que a mediados de semana abandonaba el hospital.

Tras 32 días de ingreso, la ex modelo podrá comenzar a hacer vida "más o menos normal", según comentaba uno de sus mejores amigos. Desde el centro sanitario, María se ha trasladado para descansar y recuperarse a casa de un íntimo amigo en Madrid.

Al parecer, el seguimiento de su enfermedad será, a partir de ahora, ambulatorio y tendrá que regresar al hospital cada quince días para someterse a las correspondientes sesiones de quimioterapia. Su círculo más cercano se muestra optimista respecto a su estado e insiste en que "se encuentra estupenda y con muchos ánimos".

Un ejemplo de valentía
Era la propia María quien la semana pasada daba a conocer su enfermedad a los medios de comunicación, mediante un comunicado de prensa: "Tras un exhaustivo periodo analítico se ha concluido como diagnóstico que padezco un cuadro cancerígeno de pulmón, que pretendo afrontar con la máxima fuerza y energía, confiando plenamente en el equipo médico, que respalda esta situación.

Pido el máximo respeto y tranquilidad necesarios, para llevar a cabo el proceso de recuperación oportuno y que concluya lo antes posible mi restablecimiento general. Agradezco sinceramente las innumerables muestras de cariño y apoyo que estoy recibiendo de mis seres queridos y del público en general".

Más sobre

Regístrate para comentar