Cecilia Ciganer-Albéniz y Richard Attias disfrutan en Italia de su primer verano como marido y mujer

La ex Primera Dama de Francia y su esposo se encuentran en Porto Rotondo, uno de los destinos turísticos más visitados de Cerdeña

El mes de julio ha comenzado con las primeras vacaciones de los famosos, que no han querido esperar al caluroso mes de agosto para buscar un rinconcito donde refugiarse de la rutina y reponer fuerzas junto al mar. Quienes han cumplido con este ejemplo han sido Cecilia Ciganer-Albéniz y su esposo, Richard Attias. La pareja de recién casados -contrajeron matrimonio el pasado mes de marzo en el Rockefeller Center de Nueva York- pasan su primer verano como marido y mujer, y para hacer la ocasión todavía más especial se han desplazado a un lugar donde poder pasar con tranquilidad estos días de verano.

La ex Primera Dama de Francia y el publicista han viajado hasta Porto Rotondo, uno de los destinos turísticos más visitados de la costa noroeste de Cerdeña. Es precisamente aquí donde uno de los ciudadanos más ilustres de Italia, el primer ministro Silvio Berlusconi, posee una propiedad: la lujosa Villa Certosa. Juntos y relajados, Cecilia y Richard han podido conocer de primera mano los encantos de la ciudad, donde esta semana les hemos visto caminando de la mano y en actitud cariñosa acompañados de unos amigos.

Les acompaña Louis, el hijo de Cecilia
Sin embargo, los enamorados no se han trasladado hasta el lugar solos. Con ellos se encuentra Louis Sarkozy, el hijo pequeño de Cecilia y el único que tiene en común con el actual presidente de la República francesa, Nicolás Sarkozy. A raíz de la separación de sus padres el pasado mes de octubre, el joven de diez años reside habitualmente con su madre, aunque "mantiene contactos muy estrechos con su padre" en virtud de la patria potestad compartida prevista por el acuerdo de divorcio que dio a conocer su abogada, Michele Cahen. Cecilia tiene además otras dos hijas, fruto de su primer matrimonio con el fallecido presentador de televisión Jacques Martin: Judith, que en unas semanas cumplirá veinticuatro años, y Jeanne-Marie, de veintiuno.

Más sobre: