Mar Flores se apunta a las regatas

Acompañó a su marido, Javier Merino, que es armador del 'Fortuny', uno de los veleros que han participado este fin de semana en el Trofeo Hublot Palmavela

El Trofeo Hublot Palmavela tuvo casi tanta atracción en el pantalón como en el campo de regatas. A la visita de la Princesa de Asturias con sus hijas, las infantas Leonor y Sofía, que fueron a recoger al príncipe Felipe al terminar la regata del sábado, se unió la de Mar Flores y su marido, Javier Merino. Vestida con cierto aire marinero y con la premisa de comodidad máxima, Mar se acerco al Real Club Náutico de Palma tras seguir de cerca la prueba del día. La actriz lucía un chaquetón marinero con raya diplomática, vaqueros y zapato con suela de goma, apto para pisar el barco.

El matrimonio visitó el pantalán en el que estaban atracadas las embarcaciones que compiten en la clase Maxi Regata, en la que tomó parte su velero, Fortuny, el mismo nombre que el popular local que el empresario tiene en Madrid. Ni Mar ni su marido, armador del barco, tomaron parte en la regata aunque tanto el sábado como el domingo subieron a bordo y felicitaron a los tripulantes. La clasificación final no permitió que el barco de Merino obtuviera trofeo alguno, al no quedar entre los tres primeros. El domingo se suspendió la salida de las embarcaciones por el fuerte viento y las olas y el ranking final quedó tal y como estaba tras finalizar la prueba del sábado.

El velero es el mismo con el que Mar y su marido navegan por aguas del Mediterráneo en verano. El mes de agosto suele estar atracado en el puerto de Ibiza no sin antes visitar otra exclusiva isla mediterránea, Cerdeña.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más