La Policía cree que había seis niños con Madeleine la noche de su desaparición

La Policía poco a poco va reconstruyendo lo que pasó la noche de la desaparición de Madeleine McCann y a medida que avanza la investigación se descubren nuevos datos y varias grietas en las declaraciones de los amigos de los McCann que cenaban con ellos esa noche. Desde un principio los padres de la pequeña dijeron que la noche de su desaparición Madeleine estaba durmiendo con sus dos hermanos mellizos, Sean y Amelie, pero ahora el diario portugués 24 Horas asegura que la Policía cree que había más niños en el apartamento. Al parecer, los amigos que cenaron esa noche con Gerry y con Kate dejaron a cuatro de sus hijos junto con Maddie. La Policía está investigando esta pista, y dicen que de ser cierta, hace que la hipótesis del secuestro sea menos probable. Varios trabajadores del complejo residencial Ocean Club aseguran que ayer varios agentes entraron de nuevo en el apartamento en el que se hospedaba la familia McCann y estuvieron en el interior durante cinco horas.

Muchos son los datos que los periódicos ingleses y portugueses, basándose en fuentes policiales, han ido publicando sobre la desaparición de Madeleine McCann, aunque muchos de ellos no han sido confirmados de manera oficial, como los resultados de las pruebas del ADN encontrado en el apartamento del Ocean Club y en el maletero que el coche que alquilaron los McCann. Al parecer una fuente del laboratorio de Birmingham ha filtrado a varios medios de comunicación que dichos resultados revelan que la policía lusa no estaba equivocada al declarar sospechosos a Gerry y a Kate.

Sin embargo la policía británica sigue apoyando la teoría del secuestro y según ha informado el diario The Times, la policía de Leicestershire ha solicitado muestras de ADN a los turistas que se encontraban en recinto vacacional, ya que han hallado varias huellas dactilares y ADN no identificado que dicen que podrían ser de un posible secuestrador.

Paulo Rebelo, nuevo jefe del caso y la esperanza de los McCann
Después de que la semana pasada Gonçalo Amaral, jefe de la investigación del caso Madeleine, fuera destituido de su puesto, han nombrado a Paulo Rebelo para ocupar este cargo. Rebelo es el antiguo director antiguo de la Policía Judicial y tiene una gran experiencia en la lucha antidroga. Los McCann están muy contentos y esperanzados con él. "Kate y Gerry creen que Rebello trabajará en la búsqueda de su hija y dejarán de ser sospechosos", dijo Clarence Mitchell, portavoz de la familia.

Más sobre: