La niña fotografiada en Marruecos por turistas españoles no es Madeleine McCann

Pinche sobre la imagen para ver las ampliaciones de las fotografías

Según ha informado esta tarde Sky Television, la niña que aparece en estas fotografías, que han dado la vuelta a medio mundo, no es Madeleine McCann, sino una niña marroquí junto a su familia. Después de que aparecieran estas imágenes un fotógrafo de la agencia AFP se fue al norte de Marruecos en busca de las personas que a aparecen en ella. La niña tiene cinco años, se llama Bushra Binhisa y pertenece a una familia de granjeros de origen bereber.

Desde que apareció esta instantánea la Interpol estuvo investigándola. Fue tomada por dos turistas españoles, que creyeron que la pequeña, que iba en los brazos de una mujer musulmana, era Madeleine. A esta pareja, natural de Albacete, le llamó la atención por su pelo rubio y sus rasgos anglosajones, así que decidieron fotografiarla, y al ampliar la imagen en el ordenador creyeron que se trataba de la niña más buscada del mundo, la británica desaparecida en El Algarve. En seguida se pusieron en contacto con la policía española, la británica y con el abogado de los McCann para comunicarles su hallazgo. Desde que salió a la luz esta fotografía Gerry y Kate dijeron desde el primer momento que "había que ser prudentes" y dejar que la investigación siga su curso.

Ésta no es la primera vez que alguien dice haber visto a Madeleine. Su fotografía ha recorrido medio mundo y muchas son las personas que creen verla en diversas partes del mundo. El primero que dio la voz de alarma fue un turista británico que aseguraba que se cruzó con ella en una gasolinera de Marrakech, y que iba en compañía de una mujer y dos hombres. Las autoridades del país siguieron la pista pero no encontraron rastro de la pequeña. Días más tarde les llegaba otro testimonio, esta vez, de una turista holandesa que decía estar segura al cien por cien de que la había visto. También aseguran que se han topado con ella en varias ocasiones en Malta y España.

Mientras se investigan todas pistas, Gerry y Kate siguen siendo sospechosos, aunque, como ha dicho esta semana el fiscal portugués encargado del caso, Joao Cunha, sin el cadáver de la niña no se puede procesar a los McCann, ya que las pruebas que existen contra ellos no son concluyentes.

Más sobre: