Paris Hilton, de nuevo al volante

Después de tres meses de retirada de carné y de cumplir una condena de 23 días por conducir sin licencia, la ex heredera ha vuelto a la carretera

La ciudad de Los Ángeles vuelve a contar con una conductora un tanto peculiar. Paris Hilton ha vuelto a ponerse al volante de su Bentley, pero esta vez, esperemos que respetando el lema de "si bebes no conduzcas". Después de que le retiraran el carné por un periodo de tres meses (por conducir en estado de embriaguez) y de estar 23 días en prisión por volver a coger el coche una vez le habían retirado la licencia, la rica ex heredera vuelve a la carretera.

Al principio, a Paris parecía que le costaba mucho dejar su "flota" de coches en el garaje de su mansión e ir con un chofer o en taxi, ya que tras conocer que ingresaría en un centro penitenciario de California pudimos volver a verla el pasado mes de mayo conduciendo. Ahora parece que los días que ha pasado entre rejas han dado resultado, ya que ha esperado a recuperar su licencia de conducir para volver a pisar el acelerador.

Nicole Richie, tras los pasos de Paris
Son ricas, famosas y grandes amigas, a pesar de que estuvieron dos años sin hablarse por una discusión, e incluso trabajaron juntas en el reality show The Simple Life y parece que siguen los pasos la una de la otra. Nicole Richie también ha sido condenada a prisión por conducir bajo los efectos del alcohol, pero a diferencia de su amiga Paris, ella sólo tiene que estar cuatro días. Nicole, embarazada de cuatro meses, tiene que ingresar antes del 28 de diciembre, pagar una multa de más de 2.000 dólares y asistir a un curso de educación sobre el consumo moderado de alcohol.

La hija adoptiva del cantante Lionel Richie se convertirá en madre por primera vez a finales de este año y según aseguran varios medios de comunicación, su novio y padre del bebé, Joel Madden, vocalista de la banda Good Charlotte, le ha pedido matrimonio.

Más sobre: