Isabel Pantoja se recupera en casa tras haberle sido extirpado un pólipo en la garganta

La artista está en reposo y a la espera del alta médica para retomar las actuaciones que tiene contratadas

Al final su salud se ha resentido. Isabel Pantoja ha sido operada de un pólipo en la garganta, una intervención que no ha revestido gravedad y de la que se está recuperando. Es más, tiene previsto continuar con su gira de conciertos este verano en cuanto los médicos le den el visto bueno. Por el momento, Isabel tiene que guardar silencio, nada de hablar y mucho menos, cantar. En este tipo de operaciones lo lógico es que los médicos recomienden guardar silencio absoluto durante una semana por las heridas que se le producen. Así los pacientes se ven obligados a llevar siempre con ellos una pizarra para poder comunicarse.

La cantante se sometió a esta operación después de su última actuación en Andujar (Jaén) el pasado día 16. La intervención tuvo lugar este lunes, en Sevilla y desde entonces no se le ha vuelto a ver. Como viene siendo habitual en los últimos meses, sólo sus familiares y amigos más cercanos tienen acceso a la actual reina de la copla. Tampoco desde su reposo ha visitado a su pareja, Julián Muñoz, que continúa ingresado en la prisión provincial de Jaén cumpliendo condena por las causas pendientes que le quedan por su presunta implicación en más de cuarenta delitos urbanísticos cometidos en la Costa del Sol. Ayer se conocía que Juzgado de lo Penal número 4 de Málaga le condenó a dos años de inhabilitación para ejercer el cargo de alcalde o concejal por un delito contra el ejercicio de los derechos cívicos ya que no había dado a conocer de antemano a la oposición los temas a tratar en un pleno celebrado en el año 2000.

Más sobre: