La ruptura de Gema Ruiz y Rafael Leflet podría tener arreglo

Los amigos de la pareja confían en que todo sea un malentendido y sólo quede en una riña de enamorados

No hay enamorados que no tengan alguna peleílla por en medio, y eso, sin que haya que darle más importancia parece ser que es lo que les ha sucedido a Gema Ruiz y Rafael Leflet ...con la diferencia de que no se ha quedado en la intimidad y han tenido a toda España como testigo.

Amigos muy cercanos de la pareja confían en que sean capaces de superar el distanciamiento que esta semana hay entre ellos. Los que les conocen bien insisten en que ante todo hay mucho amor y muchos planes de futuro en común que no deberían irse al traste por un malentendido que no lleva a ninguna parte. De momento, parece que están intentando con calma y sensatez ver si son capaces de salvar su relación. En su entorno más próximo se apuesta por que lo sucedido tiene arreglo y que sólo es una pelea de enamorados que no tendría porque llegar a mayores.

La tormenta se desató el pasado viernes. Al parecer, todo empezó cuando Rafael vio o le comentaron sobre unas imágenes de Gema cenando con unos amigos que habían salido en televisión. Había chicos y chicas y se trataba únicamente de una cena entre compañeros de trabajo.

Ruptura anunciada en televisión
El empresario sevillano se puso entonces en contacto con el periodista Antonio Montero y éste dio a conocer la conversación en el programa de televisión ¿Dónde estás corazón? que se emite en Antena 3. "Me ha dicho- comentó Montero- que ha puesto fin a su relación de forma unilateral con Gema. Ha sido porque le han avisado de unas imágenes en las que ella aparecía cenando con otra persona, se ha sentido engañado". Como decíamos, en las mencionadas imágenes, Gema sólo aparecía cenando en un grupo con otras tres personas.

Veinticuatro horas después, Gema hablaba por primera vez de esta ruptura en el programa de televisión en el que ella trabaja semanalmente, Dolce vita, en Tele 5. Estaba confusa, sin entender muy bien lo que sucedía. Tampoco tenía aún mucho que decir, se limitó a confirmar lo que un día antes se había adelantado. No se extendió mucho en los comentarios y sólo dijo: "Si lo siento es por mi familia, por mis amigos y por la gente que me ha apoyado. Han pasado muy pocas horas y estoy como en una nube, vuelvo a la soltería y, de momento, no me veis casada. Ahora les tengo que explicar a mis hijos porque ya no se irán a Sevilla".

Tras su aparición en este programa, Gema puso rumbo al Sur. Sobretodo para quitarse de en medio sabiendo que gran parte de la atención iba a estar centrada en ella. Prefería no estar en Madrid ante la que se avecinaba. Parece ser, que estos días ha estado en casa de unos amigos y allí, desde este retiro donde intenta ver todo con mayor claridad, recibió noticias de Rafael. De nuevo a través de un programa de televisión y con un periodista como intermediario, el empresario reconocía que quería estar con Gema.

Un gran paso que podría volver a abrir las puertas de su relación si hablan, aclaran lo sucedido y prosiguen adelante con los planes que tenían.

Más sobre: