Francisco Rivera, en la cena en honor de la goyesca: 'Estoy emocionado'

El convento rondeño de Santo Domingo acogió una gran fiesta sólo dos días antes de la corrida de toros del sábado, en la que Francisco Rivera dará la alternativa a su hermano, Cayetano. Una ocasión muy significativa además porque este año se celebra el cincuenta aniversario de las corridas goyescas en el coso de Ronda.

Entre los primeros asistentes, llegó Belén Ordóñez, con un elegante vestido negro rematado con flecos, y comentó que estaba encantada de estar en su tierra. "Estoy muy emocionada con la corrida y muy nerviosa. Mis sobrinos están muy bien, muy guapos". Pocos minutos después, era Francisco Rivera el que, muy elegante con esmoquin negro, llevaba del brazo a su novia, Blanca Martínez de Irujo, que eligió un favorecedor vestido con contraste en colores blanco y negro. Sonriente, Francisco se confesó emocionado: "Es un día muy especial para todos".

"Cayetano tiene mucha ilusión"
El diestro añadió que probablemente su hermano Cayetano, que dejará de ser novillero ese día y se convertirá en matador, esté igual que él. "Tiene todas sus ilusiones puestas en ese momento así que supongo que estará muy contento y nervioso". El auténtico protagonista de la noche, Cayetano, llegó solo y entró directamente a la cena, sin hacer ninguna declaración.

El evento reunió a numerosos rostros conocidos del mundo de la prensa y el toro. El diestro Javier Conde, con su esposa Estrella Morente, inmersa en la gira de su nuevo disco, los periodistas Carlos Herrera, con su esposa Marilo Montero, y José María García fueron algunos de los invitados. Junto a ellos, el torero Rafael de Paula, Álvaro Domecq y Fermín Bohórquez, Pedro Trapote y la madre y hermana de Julio Aparicio, Maleni y Kika Aparicio, también formaron parte de la extensa lista de invitados.

Más sobre: