Fallece Christopher Hohenlohe, hijo de la princesa Ira

Las circunstancias todavía están por aclarar. Christopher Hohenlohe Furtenberg, hijo mayor del príncipe Alfonso de Hohenlohe y la princesa Ira de Furstenberg, falleció el pasado fin de semana en Bangkok (Tailandia) sin que hasta el momento se sepan las causas de la muerte. La princesa y su hijo menor, Hubertus, están en Tailandia para ocuparse de los trámites necesarios para la repatriación, aún se desconoce cuando podrán llegar a España. Los restos mortales del primogénito de Alfonso de Hohenlohe descansarán en el panteón familiar del cementerio de San Bernabé, en Marbella, donde en el año 2003 fue enterrado su padre.

Al parecer, Kiko, como preferían que le llamaran, estaba pasando unos días de vacaciones en el país asiático. Él, de cuarenta y nueve años, había elegido Hawai para vivir pero como toda su familia tenía la necesidad constante de viajar, para Kiko no había fronteras. Había nacido en Lausana en 1956, cuando su madre sólo tenía dieciséis años y su padre treinta y dos. De niño vivió en México, Liechtsentein, Suiza, Francia, Italia y, como no, Marbella, donde su padre fue el artífice del desarrollo turístico de la Costa del Sol. Cuando fue adulto, eligió Estados Unidos. Primero Los Ángeles y después Hawai. No se dedicaba a los negocios familiares, dicen los que le conocieron que era simpático, amable y amante de la ‘dolce vita’. En tres ocasiones llegó a anunciar su matrimonio. Primero con una joven griega, después con la hija de un embajador venezolano y por último con una princesa saudita, sin embargo nunca se casó.

Más sobre: