Carmen Martínez-Bordiu, amor y devoción en El Rocío

El cántabro José Campos no ha podido tener mejor guía para su debut en la romería de El Rocío. Su prometida, Carmen Martínez-Bordiu, devota de la Blanca Paloma, hace todos los años el camino con la Hermandad de Jerez de la Frontera y en la romería que esta madrugada ha concluido la ha acompañado por vez primera José Campos.

Hicieron el camino juntos, cruzaron en barca la playa de Bajo Guía en Sanlúcar de Barrameda, bailaron sevillanas ante la capilla de Nuestra Señora del Carmen en un alto en el camino y José condujo la carretela en la que su novia - descalza para ir más cómoda- se sentaba a su vera. Él, en un divertido gesto de caballerosidad, cogió en brazos a su novia y así la bajó de la barca para que ella no se mojara las zapatillas de esparto que llevaba con su traje de gitana.

En la aldea de El Rocío se encontraron con otros rocieros incondicionales y muy populares como Vicky Martín Berrocal, Carmen Tello, María del Monte y Natalia Álvarez, esposa de Rafael Camino. Carmen y José, cuando sólo faltan días para que se conviertan en marido y mujer, vivieron con emoción el Salto de la Reja a las doce y media de la pasada noche, y la procesión (que ha terminado esta mañana) con la que se pone fin a la romería de El Rocío.

Más sobre: