Paris Hilton, testigo en una investigación policial

Una auténtica historia de policías ha interrumpido la tan ajetreada vida social de Paris Hilton. Muchos se preguntaban cómo podía ser que la heredera de la cadena de hoteles llegara tarde a la fiesta Motorola, una de las más famosas en Hollywood, que tuvo lugar la noche del pasado jueves. Y es que la rubia platino se encontraba en el departamento de Policía de Los Ángeles, según aclaró después su representante, Jack Ketsoyan, porque "fue citada como testigo de un caso.

Un vídeo muestra cómo varias patrullas de policía llegaban y andaban alrededor de la casa de Paris, mientras una limusina blanca esperaba preparada para conducirla hasta la fiesta del día. Según una fuente cercana a la joven, ella "es testigo en una investigación criminal." De hecho, parece que la citación está relacionada con el robo que tuvo lugar el verano pasado en el domicilio de Hollywood Hills, alquilado por Paris y su hermana Nicky.

La policía asegura que Paris es un testigo material del delito y pensó que la información que ella pudiera aportar esclarecería algo las sospechas que recaen sobre Darnell Riley, un presunto ladrón que ya ha dado varios golpes en Los Ángeles. En esta ocasión él habría trabajado con una cómplice, quien se ganaría la confianza de la víctima para pasarle la información a él (códigos de seguridad, disposición de la casa...). Así, las hermanas Hilton sufrieron el mencionado robo, en el que les sustrayeron más de 100,000 dólares en joyas, muchos de sus bolsos de afamados diseñadores, una colección de relojes, fotografías y vídeos. En cuanto a la pequeña "comparecencia" del pasado jueves, Paris Hilton charló con la policía hasta aproximadamente a las 22h30, para después dirigirse a toda prisa a la fiesta Motorola y declarar nada más llegar: "ésta es la mejor fiesta del año, estoy realmente feliz estar aquí". ¡Cómo se la iba a perder!

Más sobre: