Blanca Romero y Daniel Guzmán, una relación inesperada

Domingo 24 de abril, con la primavera inundando la Costa del Sol de un clima prácticamente veraniego. En la playa de Málaga, a la que algunas personas se han acercado para empezar a broncearse, una joven pareja en cariñosa actitud parece olvidarse del entorno, centrándose tan sólo en confidencias repetidamente sazonadas de caricias y de complicidad. Se trata de la modelo asturiana Blanca Romero y del actor y realizador Daniel Guzmán, que ha alcanzado notable popularidad en la famosa serie «Aquí no hay quien viva », en la que da vida a Roberto, el novio de Lucía, papel interpretado por María Adánez, la niña bien del vecindario.

Estamos, sin duda alguna, ante una relación que de alguna manera podríamos definir como... inesperada. Blanca y Daniel se conocieron poco antes de Semana Santa, en un evento en el que participaba la modelo y que era la primera fiesta de la primavera en Madrid. Al parecer, a partir de ese momento empezaron a salir de vez en cuando, y es ésta la primera vez que se les fotografía juntos y en actitud cariñosa. La ex mujer de Cayetano Rivera y el actor, según hemos podido saber, viajaron la semana del 17 al 24 de abril a la Costa del Sol para asistir al VIII Festival de Cine Español, que se celebró en Málaga entre el 22 y el 28 del citado mes. Y el domingo 24,aprovechando el excelente tiempo, decidieron pasar la mañana en la playa y broncearse un poco, algo que, a tenor de las imágenes, necesitaba mucho más Daniel Guzmán que Blanca.

Mientras se bronceaban pudimos captar imágenes que hablan por sí solas de la química que les une y que pudiera, tal vez, desembocar en una relación seria, por más que, recientemente, Blanca Romero nos declaraba que, por el momento, no quiere tener novio. En concreto, la bella modelo, dentro de la espontaneidad que siempre la ha caracterizado, decía:«No quiero novio. Y aunque nunca se sabe, sí puedo pedir y pido no tenerlo de aquí a dos años, porque me apetece estar metida en el disco que estoy preparando y dedicada a mi hija, a mi casa y al baile. Sola estoy muy bien y muy tranquila. En un par de años ya me lo plantearía de otra manera, porque quiero, algún día, volver a tener más hijos».

Blanca lucía un juvenil biquini rosa con estampados en verde, que realzaba su estilizada figura. Por su parte, Daniel estuvo muy cariñoso con la modelo, que, a la vez, le correspondía sonriente y muy relajada. ¿Estamos ante la primera nueva pareja de la temporada? Tal vez, aunque muy probablemente sea prematuro afirmarlo, ya que, por el momento, se están conociendo poco a poco y, por otra parte, no han salido juntos muy de seguido, puesto que Blanca, días después de conocerse, se marchó a Asturias, pasando toda la Semana Santa en Gijón con su hija, Lucía, y con sus padres. Y a esto hay que añadir el hecho de que, dado sus respectivos trabajos, tienen a diario poquísimo tiempo para verse y salir juntos. Por otra parte, y a través de personas del entorno de Blanca Romero, hemos podido saber que la modelo no se ha manifestado en el sentido de que haya iniciado un noviazgo, y mucho menos que se haya enamorado, algo que para ella son ya...«palabras mayores ».

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más