Fallece en París el presidente palestino Yaser Arafat

Yaser Arafat falleció en la madrugada de hoy en el hospital militar de Percy, a las afueras de París, donde había ingresado el pasado día 29 de octubre con un delicado estado de salud, según informó en una breve declaración el responsable de los servicios médicos del Ejército francés, el general Christian Estripeau.

En Ramala, el secretario de Arafat, Abed Abdelrahim, había anunciado unos minutos antes en la Mukata la muerte del líder. "La dirección palestina envía sus condolencias al pueblo palestino y a los países árabes (...) Yaser Arafat no nos abandonará porque representa la esperanza en alcanzar el futuro".

Funeral en El Cairo
Yaser Arafat será enterrado el próximo sábado en la Mukata, donde desde hace días se ultimaban los preparativos para su entierro. Sus restos mortales viajarán hoy a El Cairo, donde el viernes tendrá lugar su funeral, en el que se le redirán honores de jefe de Estado.

Tras el funeral, que está previsto reúna a numerosos líderes árabes y jefes de Estado de todo el mundo, sus restos mortales serán llevados a la ciudad de Alarish, situada en el norte de la península de Sinaí, cerca de la frontera con Gaza. Desde allí será trasladado en helicóptero hasta Ramala para ser enterrado el sábado en la Mukata, donde se espera la asistencia de miles de palestinos.

La ANP ha declarado 40 días de duelo nacional, siete días para las instituciones públicas y tres para los comercios y organismos privados, durante los cuales las banderas palestinas ondearán a media asta. Los consulados occidentales con base en Jerusalén, incluido el de España, han arriado la bandera a media asta en señal de luto.

Primeras reacciones tras su muerte
"Arafat murió pero el pueblo palestino vive", fue la primera reacción del líder laborista israelí Simon Peres al conocerse hoy la muerte del presidente palestino en París. Peres, jefe de la oposición parlamentaria, compartió con el fallecido líder el Premio Nobel de la Paz de 1994 a raíz de los acuerdos de Oslo (1993).

El presidente de EEUU, [George W. Bush], por su parte, expresó sus condolencias al pueblo palestino y sus deseos de que el futuro traiga paz a Palestina. "Esperamos para el pueblo palestino que el futuro traiga paz y el cumplimiento de sus aspiraciones para una Palestina independiente, democrática y que esté en paz con sus vecinos". El presidente francés, Jacques Chirac, comentó: "con él desaparece el hombre de valor y convicción que ha encarnado, durante 40 años, el combate de los palestinos por el reconocimiento de sus derechos nacionales".

Más sobre: