Isabel Preysler: 'Puedo asegurar que mi hijo Enrique no se ha casado'

Dias después de regresar de Tahití, donde su hija Ana tuvo que ser operada de urgencia de apendicitis aguda, tal y como informamos la pasada semana, Isabel Preysler se trasladó hasta la Costa del Sol para ser madrina en la inauguración de la Reserva del Higuerón, un nuevo complejo urbanístico situado entre los municipios de Benalmádena y Fuengirola.

La señora de Boyer había sido invitada por Porcelanosa, firma que ha equipado y decorado con sus productos todas las instalaciones comunes, así como las propias viviendas del citado complejo, y que mantiene muy buenas relaciones con los promotores de este importante proyecto urbanístico.

Isabel, que llevaba una falda negra bordada con flores y un cuerpo ribeteado en blanco en los hombros, fue recibida a su llegada al complejo por los directivos de éste, así como por Héctor Colonques, presidente del grupo Porcelanosa. Tras visitar las instalaciones se ofreció una recepción, a la que asistió el alcalde de Benalmádena, don Enrique Martín Bolín; la teniente de alcalde de Fuengirola, doña Ana Mula, y el concejal de Deportes, don Pedro Cuevas. Esa misma tarde Isabel regresó a Madrid.

Ana, totalmente recuperada
Como decíamos el matrimonio Boyer vivía momentos de preocupación durante sus vacaciones en la paradisíaca isla de Bora-Bora por el cuadro de apendicitis que le sobrevino a su hija, Ana, y de la que, tras diversas vicisitudes, dado que en la citada isla no existía un hospital para poder intervenirla, tuvo que ser operada de urgencia en Tahití.

Sucedía el percance la víspera de que los Boyer, a quienes además de Ana acompañaba Tamara, dieran por finalizadas sus vacaciones en el archipiélago de las islas de Sociedad. En la actualidad, Ana ya está completamente recuperada y haciendo su vida normal.

Más sobre

Regístrate para comentar