Entrevista exclusiva: Javier Fitz-James Stuart: 'María es la mujer que tanto he esperado'

—Javier,¿cómo,cuándo y dónde os conocisteis?
—Yo conozco a los hermanos de María desde la infancia. Con el tiempo coincidimos en una cena de una amiga común, fue hace dos años y al día siguiente la empecé a llamar y hasta hoy.
- ¿En qué momento os disteis cuenta de que érais el uno para el otro?
- El pasado mes de agosto hicimos un viaje por Italia, en barco, y una noche de luna llena le pedía a María que se casara conmigo. A finales de agosto se lo dijimos a nuestros padres con mucha discreción. Su reacción fue, tal y como esperábamos, de inmensa felicidad.
- ¿Cómo definirías a María?
- María es la mujer que tanto he esperado. Me da paz, sosiego y, por tanto, felicidad.
- María ¿cómo definirías a Javier?
- Una persona íntegra, honesta y con un gran corazón.
- Javier, ¿cuáles son los regalos más originales que habéis recibido?
- Más que original, el regalo que más ilusión me ha hecho es el de Alejandra, una señora muy querida de la familia desde hace mucho tiempo.
- María, ¿cuántas veces habéis rezado a Santa Clara para que no llueva?
- No sólo hemos rezado a Santa Clara para que no lloviera el sábado, sino que fuimos a Lerma, al convento de las clarisas, a ver a una prima de Javier. Una visita que, sin duda, ha sido eficaz. Aunque sabemos que lo importante no es el clima, sino que la felicidad con la que nos casamos dure para siempre.
- No has llevado perlas en tu vestido. ¿Forma parte de la tradicional superstición que dice que éstas representan llanto en el matrimonio?
- Efectivamente. Pero, sobre todo, he tenido la inmensa suerte de que Mencía, mi suegra, me prestara dos broches de diamantes suyos que en su día pertenecieron a la Empe- ratriz Eugenia de Montijo.Un orgullo.
—¿Y quiénes te han regalado o prestado algo y el qué?¿Y en cuanto a lo usado y lo azul?
—Lo usado eran unos guantes, lo prestado eran los broches que antes te comentaba y unos pendientes de una amiga, y lo azul,un lacito que me cosieron debajo del traje.
—Javier,¿por qué habéis elegido casaros en «El Guadalperal »?
—«El Guadalperal » es un sitio entrañable para nosotros, puesto que mi madre nació ahí y llevamos yendo toda la vida.Tanto a María como a mí nos pareció la mejor opción y donde más cómodos estaríamos acompañados de nuestras personas más allegadas.
—María, los que te conocen sa-ben que te encantan los niños. ¿Para cuándo los vuestros?
—¡Huy!Espero que cuanto antes, y muchos.
—Lo del viaje de novios es una sorpresa para María.¿No me lo dirías al oído?
—A las Maldivas...Te lo voy a de- cir a ti.Ja,ja.

Más sobre

Regístrate para comentar